Pepe Mujica espera que “atentado” contra Maduro no desate una caza de brujas

El expresidente de Uruguay José Mujica conversa con el vicealcalde de Barcelona (España), el argentino Gerardo Pisarello (fuera de cuadro), hoy, lunes 6 de agosto de 2018, en Montevideo (Uruguay). Pisarello visitó hoy la finca del expresidente de Uruguay José Mujica, a quien describió como un “gran humanista” después de que charlaran por más de una hora sobre “los grandes problemas de la humanidad”. EFE/Raúl Martínez

 

 

El expresidente de Uruguay José Mujica dijo hoy en entrevista con Efe que espera que el atentado denunciado por el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, el pasado sábado en Caracas “no desate una caza de brujas”.

EFE

El intento de asesinato denunciado por Maduro ocurrió mientras pronunciaba un discurso por el 81º aniversario de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada) y supuestamente se efectuó usando drones que trasladaban explosivos.

Al respecto, Mujica señaló que actualmente se está en “una época muy moderna” donde no es de extrañar que los drones se puedan usar con estos fines.

“Espero que no desate una caza de brujas y que no prospere ese tipo de cosas que en el fondo no resuelven nada los problemas que tenemos, (apenas) los agrava”, subrayó el exmandatario y actual senador uruguayo.

Según explicó este lunes el fiscal general de Venezuela, Tarek William Saab, se identificaron todos los autores materiales del atentado que Maduro dijo sufrir y del que responsabiliza al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos.

Por otro lado, Mujica afirmó que está preocupado por el momento que vive tanto América Latina como el mundo occidental y le atribuyó la principal responsabilidad al problema de fondo que es la economía trasnacional “que tiene una tasa de crecimiento que el conjunto de la gente no lo puede medir”.

“Mientras que el patrimonio de la economía corporativa crece por encima o casi colindante al 18-20 %, la economía de la clase media con suerte crece al 2 % y se siente como un desasosiego y se le echa la responsabilidad al mundo de abajo no al mundo de arriba”, concluyó. EFE