IUSY manifiesta preocupación por la creciente violencia política por parte del Gobierno de Venezuela

Foto Cortesía

 

La Unión Internacional de Juventudes Socialistas (IUSY, por sus siglas en inglés) manifiesta su preocupación por la sistemática violación a los Derechos Humanos en Venezuela, donde recientemente se han cometido lamentables acciones contra dirigentes políticos de oposición.

NOTA DE PRENSA

A partir de los hechos del pasado 4 de agosto, cuando se celebró el aniversario de la Guardia Nacional Bolivariana, donde se encontraban el alto mando político y militar, entre ellos, el Presidente Nicolas Maduro, se han desatado una serie de acusaciones y amenazas que buscan, entre otros aspectos, responsabilizar a los partidos políticos opositores de lo ocurrido, sin haberse agotado previamente las investigaciones ni los procedimientos judiciales correspondientes.

En ese sentido, exigimos a las autoridades del gobierno de Venezuela que en el caso del Diputado del Parlamento Juan Requesens, se garanticen sus derechos fundamentales, el debido proceso y respeto a la Constitución, toda vez que al momento de su detención gozaba de inmunidad parlamentaria. Por lo tanto, el ingreso a su domicilio por parte del organismo de inteligencia y contrainteligencia (SEBIN) y su posterior encarcelamiento, vulneran libertades y garantías mínimas en cualquier democracia.

En este mismo orden, manifestamos nuestra solidaridad al pueblo de Venezuela, especialmente a sus jóvenes, frente a la crisis que atraviesan y las grandes dificultades económicas, políticas y sociales en las que se encuentra ese país.

Así mismo, hacemos un llamado a todos los sectores del país para generar entendimiento, y crear un clima de encuentro entre los venezolanos, donde la paz, la tolerancia, el respeto y la convivencia política tengan cabida, y juntos trabajen por el bien común de esa Nación.

Finalmente, queremos manifestar que el camino de la violencia por parte de los grupos extremistas, solo ha traído escalada del conflicto y dolor a Venezuela, por lo que recomendamos, una vez más, cesen los niveles de odio y de violencia política.