Marcos Hernández López: El principal culpable del hambre son los gobiernos cleptocráticos

Marcon Hernández López @Herconsultores

Estudio de campo / Contexto Venezuela Agosto 2018 / Según su opinión, ¿Qué tan grave es la crisis económica, social y política que existe en Venezuela? Base: 1500 entrevistas

 

 

 

Desde el inicio de los tiempos modernos el principal problema político es y ha sido como evitar que el gobernante se convierta en un líder autocrático, déspota y esclavice a la ciudadanía de su país. Se debe evitar el abuso de poder – público o privado y la tiranía… todo termine en una cleptocracia.

En una cleptocracia, la clase gobernante y sus dirigentes del sistema amasan grandes fortunas personales, en especial el presidente el mayor cargo de jefe de Estado, junto a los más allegados como los ministros, gobernadores, alcaldes, dirigentes y asesores personales. El dinero es lavado o se desvía a cuentas bancarias secretas, por lo general en paraísos fiscales como encubrimiento del peculado o robo.

Las economías de los regímenes cleptocráticos tienden a decaer constantemente, pues la corrupción sistemática engendrada por el gobierno significa que la economía está subordinada a los intereses de los cleptócratas.

En nuestro caso concreto, el momento histórico, no puede tener espacios para centrarse en un debate paradigmático de las humanidades de los gobiernos izquierdas o derechas, capitalismo, globalización o socialismo siglo XXI, la lógica revela en el contexto venezolano que estos temas como estrategias en sus construcciones ideológicas sólo buscan mantener a la gente entretenida y dividida bajo un eterno debate. La verdadera discusión que deben tener los venezolanos debe inscribirse en la lucha contra el desgobierno y el abuso de poder central de la gestión de Maduro.

Nuestra realidad se articula con el principal culpable del hambre en el mundo son los gobiernos corruptos y cleptocráticos. La cleptocracia es el establecimiento y desarrollo del poder basado en el robo de capital, institucionalizando la corrupción y sus derivados como el nepotismo, el clientelismo político, el peculado, robo de recursos del erario público cometido por quienes los administra de forma que estas acciones delictivas quedan impunes, debido a que todos los sectores del poder están corruptos, desde la justicia, funcionarios de la ley y todo el sistema político y económico.

Todo venezolano debe sentir una profunda indignación cuando en los medios nacionales e internacionales revelan todo tipo de la corrupción… no es justo que un país con tantas riquezas naturales es insólito el hambre active la migración…La crisis alimentaria hace estragos en la salud de los venezolanos.

Los resultados presentados por nuestros últimos estudios cuantitativos demuestran la complejidad de la temática del hambre en Venezuela y del acelerado crecimiento de la pobreza, que en nuestra encuesta alcanza 85% de la población, con pobreza extrema en 62% derivándose en el análisis posterior 3.4000.000 niños en niveles desnutrición. ¿Futuro? Vivimos en un país sin cifras, dentro de una dinámica gubernamental perversa. Pero, la realidad es difícil de ocultar en las calles y en los estómagos de los ciudadanos. Sin embargo, el gobierno de Nicolás Maduro mantiene una postura incansable de no divulgar información estadística desde hace cinco años.

Con visión compartida puedo resumir, cuando las instituciones son fuertes los ciudadanos tienen la posibilidad de castigar en su momento electoral – con su voto a los políticos, apartándolos del poder, cuando las instituciones son débiles los políticos castigan a los ciudadanos que no los apoyan. Cuando las instituciones son fuertes los políticos compiten por el apoyo y el respaldo delos grupos de interés, cuando las instituciones son débiles los políticos controlan a los grupos de interés. Cuando las instituciones son fuertes los ciudadanos exigen sus derechos, cuando las instituciones son débiles, los ciudadanos piden favores y son premiados por su lealtad, caso venezolano: con bonos, CLAP y carnet de la patria. El cambio en el país gravitará, mientras los ciudadanos no perciban una alternativa real con posibilidades de éxito para salir de Maduro – la clase política está convocada a poner a trabajar el imaginario para desmontar la cleptocracia – la gente no se va a mover de su cola para cobrar o comprar comida o de su computador pendiente si les llego sus bonos, si no ve una luz al final del túnel.

Correo: hernándezhercon@gmail.com

Síguenos en Twitter: @Hercon44 / @Herconsultores

Visita nuestra web: www.hercon.com.ve