Ronaldinho hizo público su apoyo a Bolsonaro: Alguien que nos devuelva la alegría

Los mejores premios de fútbol de la FIFA: Royal Festival Hall, Londres, Gran Bretaña, 24 de septiembre de 2018 Ronaldinho antes del inicio de los premios Action Images a través de Reuters / John Sibley

 

El mitico futbolista brasileño, Ronaldo de Assis Moreira, más conocido como Ronaldinho, sorprendió a propios y extraños después de publicar un sorpresivo tuit en ell que hizo alusión a su inclinación política, la cual está vinculada al candidato Jair Bolsonaro.

Anteriormente, fue Felipe Melo, jugador que actualmente milita en el Palmeiras, el que mostró su apoyo al Diputado federal de 63 años: “Este gol va para nuestro futuro presidente Bolsonaro”, afirmaba el mediocampista tras el duelo contra el Bahía de hace dos semanas.

Para un mejor Brasil, quiero paz, seguridad y alguien que nos da alegría de nuevo. Elegí vivir en Brasil, y quiero un Brasil mejor para todos!!!“, escribió el ex atacante del Barcelona y el Milan, entre otros clubes, en su cuenta de Twitter junto a una foto en la que apareció de espaldas con la camiseta de la Selección de Brasil y la número 17 en su espalda.

Ronaldinho, que comúnmente siempre utilizó la dorsal número 10, está vez cedió ante el significado de aquel número y optó por vestir uno nuevo, el cual representa la lista de Bolsonaro.

A pesar de no haber nombrado al político que competirá por la presidencia en su país, el brasileño dio a entender que apoya al candidato ultraderechista, al igual que Felipe Melo y Rivaldo, ex jugador azulgrana.

Según las últimas encuestas, difundidas, Bolsonaro, un nostálgico de la dictadura y conocido por sus manifestaciones racistas, machistas y homofóbicas, ganará la primera vuelta de las elecciones presidenciales con una votación en torno al 40 % de los votos válidos, en tanto que Fernando Haddad, el candidato del PT, lo escoltará con el 25 %.

De acuerdo con los sondeos, Bolsonaro y Haddad tendrán que medirse en una segunda vuelta prevista para el 28 de octubre, en la que el ultraderechista figura con una ligera ventaja pero en empate técnico con Haddad.