Yamile Saleh: Ayúdenme a salvar a mi hijo (carta pública)

Yamile Saleh en El Helicoide // FOTO @yamisaleh

 

 

Yamile Saleh, madre de Lorent Saleh, compartió una carta con todo el país y el mundo, en la que expresa el inmenso temor que ha sentido estas últimas horas como madre y pide auxilio para lograr finalmente la libertad de su hijo y de todos los presos políticos venezolanos.

La madre de Saleh alerta al país y al mundo “que no dejemos de estar alertas sobre la situación de los presos políticos. Pido que estemos alerta a lo que ocurre en el Helicoide y los demás centros de reclusión, en donde podría ocurrir otra desgracia”.

“También quiero pedir al país y a la comunidad internacional, como madre y como venezolana, que nos ayuden y no nos dejen solos. Recuerden que todos los que hemos sido víctimas de la prisión política hemos sido víctimas de torturas. Una vez más estoy alertando lo que por años he denunciado”, agregó.

A continuación la carta completa

Grito auxilio por la vida de mi hijo y de los presos políticos

Escribo esta alerta porque como madre tengo mucho miedo y siento dolor e incertidumbre, sentimientos que han sido una constante en estos 4 años. Como todos saben, mi hijo Lorent Saleh estuvo 26 meses en La Tumba, un lugar que utilizan como un laboratorio para estudiar hasta dónde un ser humano es capaz de resistir. En esas celdas se viven graves torturas psicológicas que dejaron en mí y en mi hijo marcas profundas de dolor que no hemos podido sanar aún. Durante años he pedido el cierre definitivo de La Tumba por el peligro que representa para todos los venezolanos, pero nadie me escuchó.

Tengo miedo, porque mi hijo está condenado a muerte sin que esa pena exista en nuestra Constitución. En 4 años y 1 mes nunca le hicieron un juicio, tiene 53 audiencias preliminares diferidas, ha estado secuestrado todo este tiempo sin un proceso judicial y sin saber hasta cuándo se prolongará este sufrimiento. De igual manera tampoco le garantizan asistencia médica, a pesar de tener una medida cautelar de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos que lo protege desde el año 2015 y que hasta el día de hoy el gobierno no ha cumplido. Estas violaciones a los derechos humanos están presentes en todos los casos. Las malas condiciones de la prisión le roban la vida y la juventud a Lorent y al resto de los presos políticos, los enferman cada día más. No quiero que me entreguen a mi hijo más enfermo de lo que ya está. Como madre me he arriesgado a alzar mi voz, incluso con miedo a las represalias, pero sé que muchas otras callan por este mismo temor a que tomen represalias contra sus hijos, que son menos conocidos que el mío.

Los prisioneros de conciencia venezolanos son rehenes y están completamente indefensos, sólo nos tienen a nosotros, sus familiares, que luchamos cada día por ellos pero que ya no sabemos a dónde más acudir. Por eso quiero pedirle al país y al mundo que no dejemos de estar alertas sobre la situación de los presos políticos. Pido que estemos alerta a lo que ocurre en el Helicoide y los demás centros de reclusión, en donde podría ocurrir otra desgracia.

También quiero pedir al país y a la comunidad internacional, como madre y como venezolana, que nos ayuden y no nos dejen solos. Recuerden que todos los que hemos sido víctimas de la prisión política hemos sido víctimas de torturas. Una vez más estoy alertando lo que por años he denunciado.

Ayúdenme a salvar a mi hijo. Ayúdenme a liberarlo a él y a todos los secuestrados políticos, cuyas vidas corren peligro. En medio del dolor debemos estar unidos como país, no podemos permitir que el odio se apodere de nosotros.

Yamile Saleh