¿Cuáles serán las consecuencias políticas del asesinato de Fernando Albán en Venezuela?

REUTERS/Marco Bello

 

Las versiones encontradas que han suministrado tanto el ministro del Interior, Néstor Reverol, como el fiscal general designado por la Asamblea Constituyente, Tarek William Saab, sólo han contribuido a asentar entre los dirigentes opositores venezolanos la convicción de que el concejal Fernando Albán no se suicidó, sino que por el contrario fue una víctima mortal del aparato represor y que este suceso es el inicio de una nueva escalada por parte del régimen. Esta certeza tendrá consecuencias políticas. Así lo reseña alnavio.com

Por Pedro Benítez

La dividida oposición venezolana puso por un momento sus diferencias a un lado ante el estremecimiento provocado por las circunstancias que han rodeado la muerte del edil y dirigente del partido Primero Justicia Fernando Albán (Leer más: El polémico ‘suicidio’ que le recuerda al mundo la crueldad del régimen de Maduro).

El instinto básico de sobrevivencia física los ha acercado. Entre los dirigentes opositores que asistieron a las honras fúnebres de Fernando Albán en Caracas no hay duda alguna: fue asesinado.

La consecuencia política de este sentimiento es que ya nada será igual. Hacer oposición implicaba riesgos de cárcel y exilio, pero no la muerte. Una línea ha sido cruzada.

Para leer la nota completa pulse Aquí