Arabia Saudí pide reducir hasta un millón de barriles de crudo por día

Una llama de gas se puede ver en el yacimiento de petróleo de Khurais, Arabia Saudita, 23 de Junio, 2008. Las viejas disputas entre Arabia Saudita y su rival Irán resurgieron en una reunión de la OPEP la semana pasada y Riyadh amenazó con elevar su producción petrolera si Teherán se rehusa a limitar su oferta, dijeron fuentes del bloque exportador. REUTERS/Ali Jarekji/File Photo

 

El ministro de Energía saudí, Jaled al Falih, aseguró hoy que la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus aliados han acordado reducir si es necesario el suministro de petróleo en 2019 en aproximadamente un millón de barriles al día (mb/d) para equilibrar el mercado.

“Los análisis técnicos que revisamos ayer nos muestran que necesitamos una reducción de aproximadamente un millón de barriles al día para equilibrar el mercado”, dijo Al Falih en una conferencia anual de petróleo en Abu Dabi, según el canal saudí Al Arabiya.

El Ministerio de Energía saudí afirmó ayer en un comunicado que el titular apreció la cooperación de todos los productores durante el pasado periodo para “garantizar la estabilidad de los mercados” y asegurarse de que hay “suministros suficientes”.

El titular emiratí de Energía y presidente de la conferencia de la OPEP en 2018, Suhail bin Mohamed Faraj Al Mazuei, aseguró por su parte que los países miembros de la OPEP, principalmente Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudí, están “preparados para satisfacer las necesidades del mercado de crudo mundial en caso de una caída del suministro por motivos políticos”.

“La cooperación entre la OPEP y los países no miembros de la OPEP continuarán hasta 2020 con el fin de asegurar un mercado de crudo equilibrado”, afirmó ayer el titular, informó hoy la agencia de noticias emiratí WAM.

El pasado 11 de octubre, la OPEP aseveró en un informe que las cifras de oferta y demanda de crudo previstas por el grupo hasta 2019 no muestran un desequilibrio.

Entonces, se apuntó al encarecimiento de los precios del crudo que los expertos de la OPEP achacaron a las “tensiones geopolíticas”, en alusión a las sanciones que Estados Unidos aplica al crudo iraní desde el pasado 5 de noviembre.

EEUU adoptó “las sanciones más fuertes que ha impuesto jamás” a Irán, que penalizan la venta de petróleo iraní, a consecuencia de la decisión del presidente estadounidense, Donald Trump de retirar a su país del acuerdo nuclear con Irán de 2015, e incluye la penalización de las empresas de todo el mundo que compren petróleo iraní.

La causa coyuntural de las últimas bajadas en el crudo estadounidense radica en esas nuevas sanciones, lo que ha llevado a un aumento en la producción no solo en EEUU -ya cuenta con 886 plataformas tras sumar 12 nuevas esta semana-, sino también en Arabia Saudí y Rusia.

EFE