Gobierno bolivariano dice que no se dejará amedrentar por el poderío y la arrogancia de EEUU (Comunicado)

Fachada del Ministerio de Relaciones Exteriores de Venezuela // Foto Archivo

 

 

El Gobierno Nacional condenó este lunes las declaraciones del secretario de Defensa de los Estados Unidos, James Mattis y del secretario de Estado, Mike Pompeo, contra Venezuela, tras considerar que constituyen claras agresiones a la soberanía del Pueblo venezolano y a su Gobierno Constitucional.

LaPatilla.com / Con información de AVN

El pasado sábado Matis calificó al presidente constitucional de Venezuela, Nicolás Maduro, como un “déspota” y señaló que “en última instancia este régimen tendrá que irse”, al tiempo que pidió a los gobiernos aliados de Estados Unidos en la región, trabajar “para estabilizar esta situación”, citó Reuters en esa oportunidad.

A continuación el texto íntegro del comunicado:

El Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela rechaza categóricamente las declaraciones del secretario de Defensa de los Estados Unidos, James Mattis y del secretario de Estado, Mike Pompeo, que constituyen claras agresiones a la soberanía del Pueblo venezolano y a su Gobierno Constitucional.

Venezuela denuncia además la política de presión y soborno hacia los gobiernos vecinos, reiterada en las palabras de Mattis, lo que refleja un creciente intervencionismo regional promovido desde Washington para tratar de desestabilizar la democracia venezolana. El Secretario Pompeo, por su parte, continúa reconociendo cínicamente el sufrimiento que las medidas coercitivas estadounidenses producen en la población venezolana, lo que poco le importa mientras el resultado sea la “restauración” de un gobierno entreguista y sumiso a los intereses geopolíticos de Washington.

Las afirmaciones de los voceros de la administración Trump dan cuenta de una evidente frustración en sus persistentes, pero fracasados métodos de intervención en Venezuela. El Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela reitera que no se dejará amedrentar por el poderío y la arrogancia estadounidense. El Pueblo venezolano transita irrevocablemente por los caminos de la independencia y la paz y demanda respeto a sus instituciones y gobernantes legítimos.