Vente Venezuela conforma en Valle de La Pascua su primer colegio ciudadano en el país

El partido Vente Venezuela conformó este martes su primer colegio ciudadano en el país, constituido por 32 afiliados y simpatizantes de esa organización inscritos en el Registro Electoral Permanente en el colegio Nuestra Señora del Valle de Valle de La Pascua, municipio Leonardo Infante del estado Guárico.

Los 32 fundadores del colegio ciudadano escogieron, en votación abierta, a Daniel Denis como su coordinador y a Miluzma Bolívar como vocal primera, Víctor Suárez como vocal segundo, María Margarita Rondón como jefe de actas primera y Eneudys Aragol como jefe de actas segunda. De esta forma, las urbanizaciones y los barrios que rodean el colegio Nuestra Señora del Valle tienen su voz dentro del partido y tienen también, en sus calles y avenidas, voceros de la organización.

El evento contó con la presencia de Pedro Antonio De Mendonca, quien, como coordinador estadal de Vente Venezuela en Guárico, corroboró que todos los procedimientos estatutarios se cumplieron para iniciar formalmente el funcionamiento del colegio ciudadano en esta zona de Valle de La Pascua.

Explicó el coordinador que los colegios ciudadanos son las células de Vente Venezuela en el país y que reúnen a las urbanizaciones y a los barrios alrededor de los centros de votación, “porque son entes concretos, que existen y que son medibles; hoy estos 32 ciudadanos adquieren una función, no solo de defensa del voto en representación de Vente cuando restauremos la democracia y vayamos a unas elecciones, sino de vocería partidista en esta zona de la ciudad”.

“En Vente Venezuela no queremos que las decisiones se impongan a dedo desde Caracas, sino que sean las bases las que decidan. Pero las bases, los ciudadanos en sus vecindades, no tendrán voz si no están organizados. Los colegios ciudadanos son eso: organización ciudadana materializada, concreta; es un grupo de ciudadanos talentosos y honestos que asumen un papel activo en el combate de la dictadura y en la reconstrucción nacional”, añadió.

Y fue claro: “A muchos de nosotros en nuestras casas nos enseñaron que hacer política era malo, que eso era para personas de dudosa reputación. Pero el tiempo nos ha enseñado que, para impulsar cambios reales, conforme a los valores y principios que adquirimos en el hogar, debemos estar en el poder y eso implica hacer política”.

Finalizó, resaltando que el ejercicio de la política es hoy más que nunca importante, ya que “lo último que queremos que pase una vez que se vaya Maduro es que los mismos que nos llevaron a esto vuelvan al poder a hacer más de lo mismo”. Aseguró que el cambio de Venezuela debe recaer en los hombros de “los responsables y los honestos”, que requieren estar organizados bajo esta figura de colegios ciudadanos.

Nota de Prensa