Un Mundo Sin Mordaza respalda a la AN en el restablecimiento del orden constitucional en Venezuela

Foto: @Steffdcv / LaPatilla.com

 

El pasado 20 de mayo de 2018 se llevaron a cabo en Venezuela unas ilegítimas elecciones presidenciales en las cuales resultó electo para el período 2019-2025 Nicolás Maduro Moros, convocadas por el Consejo Nacional Electoral (CNE) a raíz del decreto emanado de la también ilegítima e inconstitucional Asamblea Nacional Constituyente (ANC) el día dos de marzo de 2018; dicho proceso electoral se encuentra viciado de nulidad al no haber contado con el período de preparación y campaña suficiente; no contar con observadores internacionales; y, haber sido convocadas con base en un decreto emanado por la ilegítima ANC.

Es por esto que, el día 10 de enero del año 2019 Nicolás Maduro, luego de ser convocado por el Tribunal Supremo de Justicia, se juramenta y toma ilegítimamente posesión de su segundo período presidencial, esto en un acto que constituye una usurpación de funciones, puesto, que al no haber sido electo en unas elecciones presidenciales legales y legítimas de acuerdo a la Constitución, se produce un supuesto en el que no hay presidente legítimo que asuma el cargo.

Ahora bien, al ser la Asamblea Nacional el único poder legalmente constituido en Venezuela al haber sido electo mediante elección popular convocadas en concordancia con la Constitución Nacional y la ley del Consejo Nacional Electoral y con base en el artículo 333 de la Constitución, este organismo tiene la facultad de poder tomar decisiones para la asunción temporal de funciones del poder ejecutivo, así como la potestad de poder representar al Estado ante la comunidad internacional.

Luego del ilegítimo acto llevado a cabo en el Tribunal Supremo de Justicia, sólo 9 países se han pronunciado en favor de Nicolás Maduro, mientras que la Unión Europea lamentó el nuevo mandato presidencial sobre la base de elecciones no democráticas y el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos acordó “no reconocer la legitimidad del período del régimen de Nicolás Maduro a partir del 10 de enero de 2019”.

Es por todo lo anterior que, Un Mundo Sin Mordaza en su labor de promover y proteger los derechos humanos de los ciudadanos venezolanos, rechaza la ilegítima juramentación y toma de posesión de la presidencia por parte de Nicolás Maduro Moros e insta a la Asamblea Nacional a dar cumplimiento a la Constitución y las leyes para el restablecimiento del orden constitucional en Venezuela.

Nota de prensa