Centro Popular de Formación Ciudadana: Masacre de Cúcuta fue un autogol de Nicolás Maduro

Cástor González, presidente del Centro Popular de Formación Ciudadana (CPFC). | Foto: Centro Popular de Formación Ciudadana

 

Como un autogol de Nicolás Maduro y de sus funcionarios que le acompañaron en esta acción genocida, catalogó Cástor González, presidente del Centro Popular de Formación Ciudadana (CPFC), las acciones vandálicas e inhumanas cometidas en Cúcuta, ejecutadas por grupos colectivos del horror, en contra de inocentes venezolanos que aspiraban ingresar la ayuda humanitaria a territorio venezolano para salvar vidas que hoy están en riesgo.

“Hoy toca enfrentar la inquietud y la incertidumbre incluso en casa, pues con razón surgen preguntas en un día aciago como fue el día de ayer, luego de asesinatos, heridos y destrucción de alimentos y medicinas, tan requeridos por nuestra población que hoy muere de hambre y a mengua. Los venezolanos queremos justicia y castigo para estos vándalos que no sólo asesinaron, sino que la moral de un pueblo la pisotearon y se burlaron de una manera cruel y cínica”, dijo Cástor González.

Para el también abogado, lo primero que se debe tener presente es que Juan Guaidó viene la Venezuela del 2007, donde se formó junto a toda una generación en el método de la lucha no violenta, con el cual propinaron la única derrota electoral que reconoció Chávez en su carrera, al tiempo que pidió a la colectividad calma, y tener confianza en lo que se está haciendo en la búsqueda de una salida a la tragedia que hoy padece Venezuela.

“Pese a lo que afirme el desgobierno, Juan Guaidó y sus compañeros de generación, hoy Diputados de la Asamblea Nacional legítima, creen de forma genuina en la no violencia y por tanto están comprometidos con determinación a agotar la ruta que nos ahorre más sufrimiento del que hemos tenido”, expresó el presidente del CPFC.

Asimismo, puntualizó que ante la pregunta de si se sabía que lo ocurrido el 23 de febrero era de esperarse, la respuesta es que si, pero también se trabajó muy duro en despertar la conciencia de quienes detentando la fuerza. Sin embargo, no aprovecharon la oportunidad de pasarse al lado correcto de la historia!

“Con lo ocurrido el día de ayer, Nicolás Maduro engordó sustancialmente el expediente ya abultado de acciones criminales de su desgobierno, quedando ante nuestros aliados la sólida evidencia que justifica y legitima lo que está por venir que no es poca cosa”, advirtió.

Dijo además que el 23 de febrero fue un día de grandes expectativas. que al frustrarse con la muerte y destrucción de la que fuimos testigos, afecta el ánimo, pero no la determinación, resolución y convicción de que estamos más cerca que nunca de rescatar a Venezuela de sus secuestradores.

“Intentar ingresar la Ayuda Humanitaria para Venezuela era fundamental; y al impedirlo el desgobierno hizo de su éxito un monumental fracaso. Basta ver las reacciones y la indignación del mundo para confirmar que las opciones en la mesa que lucían lejanas, están ahora muy cerca, sentenció Cástor González. /Nota de Prensa