Retorno a las armas de las Farc es parte de la defensiva política de Maduro

Farc
El diputado a la Asamblea Nacional, Omar González Moreno / Prensa

 

El regreso a la lucha armada por parte de un grupo de quienes integraban las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) tuvo sus repercusiones en Venezuela. El diputado a la Asamblea Nacional (AN), Omar González Moreno, aseveró este viernes que la “reactivación de las Farc es parte de la defensiva política de Maduro”.

Para propios y extraños, el retorno de las Farc al terreno bélico tiene mucha relación con las maniobras que está adelantando Nicolás Maduro como parte de su política de defensa ante la asfixia internacional que sufre su régimen.

“Para nadie es un secreto que el Ejército de Liberación Nacional colombiano, así como las Farc, actúan a sus anchas en territorio venezolano bajo el amparo y protección de los usurpadores venezolanos”, dijo.

El parlamentario indicó que el Poder Legislativo de la nación debe abrir una investigación sobre la presencia de los grupos insurgentes colombianos dentro de la geografía nacional.

Manifestó que la posibilidad cierta que las Farc y el Ejército de Liberación Nacional (ELN) tengan como base de operaciones zonas venezolanas es una demostración que el problema de la usurpación del poder en Venezuela no es sólo competencia de los venezolanos.

“Lo que vivimos con Maduro es un drama que afecta a todo el continente, porque desde Caracas se financian acciones conspirativas en contra de los sistemas democráticos de toda América, ya hemos visto cómo se han costeado campañas electorales, como Maduro ‘aporta’ dinero a movimientos izquierdistas hasta en los mismísimos Estados Unidos de Norteamérica”, agregó.

Omar González Moreno dijo que los gobiernos democráticos del continente deben entender que no se puede actuar diplomáticamente con un régimen que usa métodos delictivos para sostenerse en el poder, así como para desestabilizar a sus oponentes internacionales.

El asambleísta agregó que no es la primera vez que se vinculan a los altos jerarcas del régimen con grupos violentos o con agrupaciones con estrechos nexos con el terrorismo internacional.

“Qué podemos esperar de un régimen que tiene lazos con Hezbollah, Hamas, que defiende a la guerrilla, que considera como un padre a un dictador despiadado como Fidel Castro, que no tiene limitaciones para el saqueo del erario publico y que somete a millones de venezolanos al padecimiento de hambre, sed y enfermedades”, finalizó.

Nota de prensa