Ponte: Situación económica y social sigue deteriorándose en Venezuela

Foto archivo

 

Tras la presentación en Ginebra de una actualización del informe sobre el estado de los Derechos Humanos en Venezuela, por parte de la alta comisionada para el Consejo de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, Michelle Bachelet, durante una reunión del consejo, la comunidad internacional se pronuncia y acompaña estos señalamientos, como es el caso de la embajadora de Venezuela en Bélgica designada por el Presidente (e) Juan Guaidó, Mary Ponte.

“No se puede tapar el sol con un dedo –destacó Ponte- , La situación económica y social sigue deteriorándose rápidamente, restringiendo el ejercicio de los derechos económicos y sociales de millones de personas. Al día de hoy, el salario mínimo equivale a 2$ mensuales en comparación con los 7$ que representaba en el mes de junio 2019”.

“El informe Bachelet es una radiografía de nuestra realidad, donde por ejemplo se menciona que Cáritas registro un 35% de desnutrición crónica a los niños y niñas menores de cinco años, atendidos en junio de este año en las zonas más pobres de 18 estados de Venezuela”, menciona la diplomática.

La crisis de la salud también avanza a pasos agigantados, y muestra de ello es el insuficiente acceso a los medicamentos y tratamientos para más de 400 mil personas que padecen enfermedades crónicas.

En otro orden de ideas la designada por el gobierno venezolano en Bélgica destaca que la oficina de DDHH siguió documentando casos de posibles ejecuciones extrajudiciales cometidas por las FAES en algunos barrios de país. La ONG Monitor de Víctimas identificó 57 nuevos casos de presuntas ejecuciones cometidas por miembros de las FAES en Caracas. Los casos documentados presentan el mismo patrón del informe de junio. “Allí están todos los elementos que lo demuestran, sabemos que no se han implementado las recomendaciones realizadas por la alta comisionada, Michelle Bachelet”, manifestó la embajadora venezolana.

“Pero los problemas en nuestro país no acaban aquí, como lo destaca Bachelet, preocupa el impacto que tiene la extracción de oro, diamantes, coltán y otros metales en el Arco Minero, el Orinoco y en la forma de vida de los pueblos indígenas, así como el impacto ambiental en su territorio”, agregó Ponte.

Entre los graves casos de extralimitación de funciones por parte de los organismos policiales, la actualización del informe Bachelet también menciona la autopsia del Capitán de corbeta Acosta Arévalo, quien falleció bajo custodia el 29 de junio de este año, y que reveló que había sufrido múltiples golpes, contusiones, excoriaciones y quemaduras en varias partes del cuerpo.

“La crisis no se detiene, no se toman medidas para menguarla, todo empeora. Los números así lo demuestran y lo certifica este informe, pues según la última cifra de la ONU, hay más de 4.3 millones de venezolanos refugiadas y migrantes en el mundo. Esto tiene que parar, nuestro pueblo no puede seguir sufriendo más. No hacen nada y nuestro pueblo sigue padeciendo las consecuencias”, indicó la embajadora Ponte como comentario final.

Nota de prensa