Macri acusa a Fernández de crear falsos espejismos para el futuro argentino

Foto: EFE

 

 

El presidente argentino, Mauricio Macri, manifestó este martes durante su acto de campaña en Rosario (este) que su principal rival de cara a las elecciones del próximo domingo, Alberto Fernández, está creando “falsos espejismos” respecto al futuro del país.

En la recta final de la campaña electoral, Macri reavivó las críticas a la coalición peronista del Frente de Todos, en concreto a los Gobiernos de la candidata a la Vicepresidencia de la fórmula, la exmandataria Cristina Fernández de Kirchner (2007-2015).

“Nos equivocamos porque dejamos sin querer un espacio vacío, y ese espacio vacío lo ocuparon para tomar el país y creerse los dueños del Estado y de lo público (…). Fueron por todo, hasta por nuestra libertad quisieron ir”, aseguró el presidente.

Según Macri, en su mandato demostraron que se puede gobernar “sin la necesidad de meter el miedo y los odios de por medio” y con una política social “sin clientelismo”.

Los asistentes al acto respondieron al mandatario con gritos de “que vayan presos”, después de que el debate electoral del pasado domingo pusiera en el foco los supuestos casos de corrupción que involucran a cargos de los Gobiernos kirchneristas, entre ellos la propia expresidenta.

“No podemos caer en los falsos espejismos y las promesa de estos que tantas veces nos defraudaron, y tampoco podemos aceptar que nos digan, después de haber destruido el país, con el dedito levantado, que ellos son los que saben, eso es inaceptable”, afirmó Macri.

El presidente admitió que si sale reelegido, su Gobierno va a tener “más desafíos adelante”, ya que Argentina se encuentra sumida en una profunda crisis con una subida de precios interanual del 53,5 %, pero no va a ayudar “traer a los mismos del pasado”.

Fernández parte como favorito para las elecciones argentinas que se celebran el próximo 27 de octubre, ya que en las primarias de agosto obtuvo un 47,8 % de los votos, frente al 31,8 % que cosechó Macri.

De repetirse este resultado, el peronista se convertiría directamente en el nuevo presidente, sin necesidad de una segunda vuelta.

El candidato a vicepresidente por la fórmula macrista, Miguel Ángel Pichetto, también intervino en el acto de Rosario e hizo un llamamiento a “controlar el comicio”.

“No podemos permitirnos el error de las primarias, nadie puede en este sistema electoral no controlar el comicio en la noche. Tenemos que contar los votos y vamos a ir al ballotage (segunda vuelta)”, sostuvo Pichetto.

EFE