Continúa la movilización en Líbano, con escuelas y bancos cerrados

Los manifestantes libaneses antigubernamentales participan en una manifestación frente a las Asociaciones de Abogados del Líbano en la capital Beirut el 12 de noviembre de 2019, durante las manifestaciones antigubernamentales en curso. – Casi cuatro semanas después de las protestas en todo el país que piden el derrocamiento de la élite gobernante, los cambios radicales exigidos por los manifestantes no se han implementado. Las protestas pacíficas contra la corrupción y el sectarismo han paralizado al Líbano, empeorando una crisis económica que ha llevado al país al borde del incumplimiento. (Foto por ANWAR AMRO / AFP)

 

Los bancos y escuelas estaban cerrados el martes en Líbano, donde los manifestantes intentaban impedir a los funcionarios acceder a sus puestos de trabajo, en un nuevo esfuerzo por movilizar la protesta contra el poder.

lapatilla.com

Líbano vive desde el 17 de octubre al ritmo de un movimiento de protesta prohibido que reclama la salida del conjunto de la clase política, considerado corrupto e incapaz de acabar con el estancamiento económico.

El primer ministro Saad Hariri dimitió el 29 de octubre, pero las conversaciones para formar un nuevo gobierno duran desde entonces.

Este martes, decenas de manifestantes se reunieron cerca del Palacio de Justicia de Beirut para reclamar un poder judicial independiente, e intentaron impedir que los jueces y abogados accedieran al edificio, según un corresponsal de la AFP.

En Aley (centro), Tiro (sur) y Baalbek (este), manifestantes mantuvieron una sentada dentro y fuera de las oficinas de los operadores públicos de telecomunicaciones, informaron medios locales.

Numerosas escuelas y universidades estaban cerradas, al igual que los bancos, cuyos empleados convocaron una huelga general.

Los bancos reforzaron las restricciones al retiro de efectivo y las conversiones al dólar, lo que aumentó los temores a una devaluación y el descontento de los clientes.

Los estudiantes, en primera línea de las protestas, se manifestarán más tarde en la jornada, antes de un discurso del presidente Michel Aoun previsto por la tarde.

El movimiento de protesta libanés, que ha trascendido regiones y comunidades en un país multiconfesional, mantendrá la presión obtener su reivindicación de un nuevo gobierno, compuesto de tecnócratas, independientes de los partidos políticos.

Con información de AFP