¿Dónde está el piloto? El vacío gerencial en Pdvsa preocupa a sus socios

El 19 de febrero, Nicolás Maduro anunció la creación de la Comisión Presidencial “Alí Rodríguez Araque”, para adelantar el proceso de transformación y reestructuración de Pdvsa | Foto captura

 

La comisión presidencial encargada de reorganizar la estatal Pdvsa está sembrando la confusión entre los socios de las empresa conjuntas sobre quién administra Pdvsa después de que el presidente ejecutivo Manuel Quevedo fue efectivamente separado del cargo.

Por DMB | lapatilla.com

“No está claro con quién debemos tratar ahora cuando hablamos de inversiones operativas y otros asuntos”, dijo a Argus un representante de una compañía europea asociada con Pdvsa

Otros se hicieron eco de este sentimiento y agregaron que la incertidumbre socava los esfuerzos del régimen para alentar más inversiones y asumir un mayor control operativo de los proyectos de empresas conjuntas.

La comunicación entre las compañías socias y Pdvsa sobre las operaciones del proyecto y las posibles inversiones se ha estancado en ausencia de claridad administrativa, además de los elementos disuasivos de la escalada de las sanciones estadounidenses y el colapso del precio del petróleo .

Quevedo todavía encabeza el ministerio de petróleo, y representó a Venezuela en la reunión de la OPEP + de la semana pasada en Viena. También es miembro nominal de la comisión que el presidente Nicolás Maduro nombró en febrero para reestructurar la empresa.

El 19 de febrero, al instalar la comisión presidencial, Maduro afirmó ““No acepto más excusas, producimos o producimos. Venezuela tiene que ser una potencia petrolera mundial” prometiendo prometió un nuevo ciclo para la industria petrolera venezolana.

Pero el control de Pdvsa se ha transferido a los copresidentes de la comisión, el ministro de industrias Tareck El Aissami y el ex ministro de petróleo Asdrubal Chávez. Han despojado a Quevedo de toda autoridad para adjudicar contratos de proyectos y adquisiciones, y algunos gerentes de Pdvsa cercanos a Quevedo han sido detenidos en los últimos días en una represión selectiva contra la corrupción.

Los socios occidentales de Pdvsa en particular se ven disuadidos de comunicarse con la comisión, porque El Aissami y Chávez están sujetos a sanciones estadounidenses específicas, lo que resulta en un vacío administrativo. La Unión Europea también ha impuesto sanciones a El Aissami.

Los principales socios extranjeros de Pdvsa incluyen Chevron, Repsol, Eni, la estatal china CNPC y Rosneft, controlada por el estado de Rusia.

En el primer movimiento de la comisión, la junta directiva de Pdvsa presidida nominalmente por Quevedo fue reestructurada para incluir una mezcla de veteranos de la industria y leales activistas políticos . Las actividades de la junta ahora están dirigidas por Aissami y Chávez, sin aportes de Quevedo, le dijo a Argus un funcionario sindical cercano a la junta.

El funcionario sindical dijo que todos los contratos adjudicados durante el mandato de Quevedo que comenzó en noviembre de 2017 están sujetos a auditoría. Se han cancelado más de una docena de contratos anteriores con empresas oscuras adjudicadas por Quevedo en septiembre de 2018.

Los gerentes de división y la sede de Pdvsa en Caracas han recibido instrucciones de remitir todos los informes de producción, refinación, comercio y suministro directamente a la comisión de Pdvsa.

“El general ya no está a cargo de nada en el ministerio o en Pdvsa”, dijo el funcionario del sindicato a Argus.

Quevedo, un ex general de la Guardia Nacional, no ha comentado sobre su papel en la reestructuración.