Prohíben traslados de cadáveres en Lara

EFE/Miguel Gutiérrez

 

Familiares deben despedirse de sus parientes en Barquisimeto. La Gobernación de Lara prohibió a la Cámara de Funerarios de la región el traslado de cadáveres de una entidad a otra y tampoco a otros municipios, según informó Carmen Meléndez, gobernadora.

Por Euseglimar González | LA PRENSA de Lara

Meléndez explicó que durante una reunión con los funerarios, les explicaron cómo sería el proceso para trasladar a las personas que mueren por afecciones respiratorias. “De ningún estado pueden trasladar cuerpos a Lara y tampoco a los municipios de la región”, dijo a través de un programa de radio.

LA PRENSA consultó con Arturo Medina, presidente de la Cámara de Funerarios de Lara sobre esta nueva medida de la Gobernación y detalló que en efecto se reunieron con el secretario de Salud, Javier Cabrera, quien les informó sobre las medidas que tomarán tras la llegada del coronavirus al país.

“Las personas que mueren por problemas respiratorios deben ser llevadas al crematorio de inmediato, quedó terminantemente prohibido los velorios para ellos, tal cual sería el proceso si llega a morir una persona por el COVID-19”, comentó Medina.

Los miembros de la Cámara de Funerarios, desde hace varias semanas, estaban exigiendo una reunión con la Gobernadora debido a que en el estado no habían explicado cómo sería el manejo de los cadáveres infectados por el virus, además de la prohibición de los traslados, debido a la cuarentena social los estados estaban cerrados.

El sábado murió en el CDI de San Jacinto una persona por problemas respiratorios y al funerario le explicaron los médicos que el cuerpo debía ser llevado directamente para cremación, sin embargo hubo una discusión pues nadie les había informado sobre la nueva medida, miembros de la Cámara de Funerarios, consultados contaron que luego de eso fue que el doctor Cabrera los recibió en su despacho.

Medina explicó que sólo se podrán trasladar cuerpos desde Iribarren a Palavecino, debido a que en el municipio se encuentran dos cementerios activos, de lo contrario queda prohibido todo tipo de traslado, pues Epidemiología no otorgará los permisos.

Dos horas

Medina comentó que también en la reunión se acordó que las personas que mueren por hechos violentos o paro cardíaco pueden ser velados, pero sólo en salas de funerarias, nada de viviendas y por dos horas, siempre y cuando cumplan con las medidas de prevención.

Dentro de las salas velatorias sólo pueden estar de 8 a 10 personas, usando tapabocas y antibacterial, mientras que en los pasillos de las funerarios no puede haber personas.

Medina recordó que todas las funerarias deben tener alcohol, antibacterial y desinfectar las áreas para evitar posibles contagios de COVID-19.

“Es necesario que se cumplan todas las medidas en las funerarias y que los familiares sepan de las medidas”, dijo.