Científicos descifraron el genoma de las variantes del coronavirus en los mexicanos

(Captura de pantalla: UNAM Global)

 

Como parte de los proyectos científicos impulsados por el grupo de trabajo de la Secretaría de Salud, encargado de la preparación y respuesta ante la pandemia de COVID-19, se integró un equipo de científicos para caracterizar la secuencia del genoma de los variantes del virus SARS-CoV-2 que circulan en México.

Por infobae.com

Este equipo está integrado por personal de investigación y especialistas del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos, el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias, el Instituto Mexicano del Seguro Social, el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición y la Universidad Nacional Autónoma de México, así como de connacionales trabajando en la Universidad de Oxford.

Como una aproximación inicial, recientemente se concluyó el análisis del genoma completo de 17 virus. El análisis detallado de estos datos se publicará en breve en una revista científica y dentro de las observaciones más importantes se encuentran las siguientes:

· Se analizaron 10 casos de introducción del virus al país. Tomando en cuenta el historial de viaje de los pacientes, junto con el análisis genético de los virus, fue posible determinar y corroborar que la mayor parte de dichas introducciones vienen de diferentes regiones de Europa.

· Se encontró evidencia de que la transmisión local entre personas que viajaron al extranjero y personas que residen en la misma zona en México, ocurrió posiblemente desde la segunda semana de marzo.

· Las secuencias de los genomas obtenidos muestran una alta conservación (un mínimo de identidad de 99.97%) en relación a la primera cepa del virus SARS-CoV-2, caracterizada en Wuhan, China. Los cambios identificados en los genomas definen la circulación en el país de dos de los tres genotipos reportados hasta ahora, el linaje A (también llamado G) y el linaje B (también llamado S).

Por lo anterior, el grupo de especialistas considera que:

· Es muy importante continuar vigilando la evolución del genoma del virus para detectar mutaciones que pudieran asociarse a cambios en su comportamiento biológico (niveles de contagio, virulencia, estabilidad), a la aparición de variantes resistentes a fármacos, y variantes que disminuyan la eficacia de las vacunas, una vez que estas medidas de prevención y tratamiento hayan sido aprobadas y se apliquen.

· Es fundamental mantener la vigilancia epidemiología y genómica del virus en el país para identificar variantes que puedan circular de manera predominante en México, al adaptarse a ciertas características ambientales, así como a determinantes genéticos y epidemiológicos de la población mexicana.

Lo anterior permitirá contar con información oportuna para la toma de decisiones frente a la pandemia y en beneficio de la sociedad y la población de México.

A principios de marzo, científicos mexicanos de la UNAM, del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos, y del Instituto Nacional de Nutrición Salvador Zubirán lograron secuenciar el genoma del Covid-19 del primer paciente que llegó a México con la enfermedad.

Este descubrimiento científico se sumará a una base de datos internacional donde hasta el momento 22 países diferentes han secuenciado los genomas del virus que se está presentando en sus territorios. Esto permitirá conocer las especificidades del virus, cómo afecta la salud de las personas que lo adquieran de acuerdo con las características genéticas de la población de cada país y del virus que circule.

“El 11 de enero (China) publicó la secuencia completa del genoma del Coronavirus 2019. Esto es importante porque sirvió de base para los métodos diagnósticos que se están utilizando en todo el mundo, también para la estrategia de diseño de nuevas vacunas, y para la evaluación de nuevos antivirales.

Esto también permitió seguir la distribución de los virus en China hacia otros países”, explicó Carlos Federico Arias Ortiz, investigador del Instituto de Biotecnología que trabaja en el equipo mexicano que ha caracterizado al virus que circula en el país.