Ejército de rastreadores de casos listos para luchar contra el coronavirus en reapertura de NYC

Este lunes 8 de junio, la Ciudad de Nueva York entrará en la primera fase de su reapertura, tras sufrir los duros embates de más de dos meses, en los que la pandemia del COVID-19 ha dejado más de 202,319 personas contagiadas, 52,528 hospitalizaciones y 16,992 muertes.

Por ElDiarioNY

Y en esta nueva etapa de regularización de la Gran Manzana, los llamados “tracers” o rastreadores de casos, quienes fueron contratados para seguir, evaluar y poner en cuarentena rápidamente a cualquier persona con la que hayan entrado en contacto aquellos que den positivo en las pruebas, serán los nuevos guardianes para luchar contra el coronavirus. Un total de 1,700 rastreadores ya fueron contratados y entrenados por NYC Health + Hospitals; 2,500 es la meta para el fin de esta semana y otros 1,200 se incorporarán en las semanas siguientes y desde el lunes pasado empezaron a seguir a más de 600 casos.

Pero más allá de su compromiso y su deseo de servir en primera línea en la lucha contra el COVID-19, para los rastreadores de casos esta nueva labor ha sido además una oportunidad para librarse del desempleo, que noqueó a más del 20% de los neoyorquinos, y acabó con miles de negocios en los cinco condados.

“Cuando salió la convocatoria para ser un ‘tracer’ en la Ciudad, sentí que era el llamado que me estaba haciendo el destino para poder salir de la depresión en que andaba al haber perdido mi trabajao anterior (en un consultorio médico particular) y ver tanto dolor en mi comunidad, y de paso poder tener un trabajo”, aseguró una enfermera dominicana, quien se identificó solamente como Nancy, quien aplicó para el trabajo.

La madre de familia de 35 años, quien reside en Corona, asegura haber pasado ya la mayoría de filtros que requiere el proceso de contratación, manejado por la corporación NYC Health + Hospitals, y está a la espera de la respuesta final. “Creo que ahora los ‘tracers’ van a ser como los nuevos héroes en el proceso de recuperación de la ciudad y me gusta la idea de sentir que estaré ganando dinero, tendré la mente ocupada, estaré ayudando a la gente y haré que mis hijos se sientan más orgullosos de mami”.

“Ejército de rastreadores”

Los trabajos disponibles para sumarse al “ejército de rastreadores”, como lo llama el gobernador Andrew Cuomo, se dividen en: rastreadores de contactos, supervisores y especialistas de apoyo comunitario, con salarios que van entre los $57,000 y $65,000. Y quienes deseen ser parte del programa, que espera elevar el número de empleados en las próximas semanas, deben contar con un diploma de escuela secundaria o un título de equivalencia, tener título universitaro, una licenciatura de enfermería (LPN o RN) preferiblemente, y acreditar experiencia en servicios sociales. Asimismo, como requisito fundamental se requieren buenas habilidades interpersonales, ser buenos comunicadores y ágiles para ayudar a personas a lidiar con situaciones estresantes.

“Para crear confianza y comprensión en las comunidades más afectadas, NYC Health + Hospitals está comprometido con un enfoque personal, informado sobre el trauma“, dijo Ted Long, jefe del programa de rastreadores. “Los rastreadores involucrarán a las personas en las comunidades más afectadas y dentro de sus propias comunidades como personas de confianza para hablar con las personas que han sido diagnosticadas con COVID-19 en su comunidad o para contactar a las personas que están en riesgo y que necesitemos contactar, hacerles pruebas, rastrear y separarlos con seguridad”.

Karla Griffith, vocera de NYC Health + Hospitals, explicó que los rastreadores básicos trabajarán de forma remota y centrarán su tiempo en realizar llamadas a los neoyorquinos con casos confirmados de COVID-19

Para seguir leyendo sigue el siguiente link