Condado de Los Ángeles considera expandir servicios de salud a comunidades latinas - LaPatilla.com

Condado de Los Ángeles considera expandir servicios de salud a comunidades latinas

La supervisora ??del condado de Los Ángeles, Hilda Solís, pidió el lunes servicios de salud mental ampliados, en asociación con organizaciones religiosas y clínicas comunitarias, para las comunidades de inmigrantes que sufren debido al coronavirus.

Por Telemundo52





“A medida que COVID-19 continúa extendiéndose por todo el condado de Los Ángeles, encontramos que nuestras comunidades latinas de inmigrantes y no inmigrantes continúan luchando ”, dijo Solís durante una conferencia de prensa matutina.

“Según la Oficina de Estadísticas Laborales (de Estados Unidos), los latinos son el grupo más afectado por la pérdida de empleos por coronavirus con una tasa de desempleo del 18.9%.

Como saben, esta estadística no incluye a nuestras comunidades indocumentadas ”.

La lucha por poner comida sobre la mesa para sus familias está creando angustia psicológica para muchos residentes, y Solís dijo que quiere asegurarse de que todos estén al tanto de los recursos disponibles de salud mental del condado.

El Departamento de Salud Mental del condado está capacitando a trabajadores comunitarios de salud, conocidos por muchos latinos como promotores de salud, para educar a los residentes locales sobre sus opciones para obtener ayuda.

“El bienestar y la recuperación solo ocurren si tenemos un modelo de atención culturalmente competente ”, dijo Solís.

Solís ha presentado una moción, para ser considerada por la Junta de Supervisores el martes, para ampliar la capacitación del departamento de neuropsicólogos bilingües y colaborar más ampliamente con organizaciones comunitarias para llegar a los residentes.

El Departamento de Salud Mental está trabajando junto con las iglesias y otras organizaciones religiosas para llegar a las comunidades de inmigrantes que pueden desconfiar de los recursos del gobierno, preocupados por el potencial de deportación o desconfiar del estigma asociado con el tratamiento de salud mental.

Jorge Partida, jefe de psicología del departamento, también señaló el efecto descomunal de COVID-19 en las comunidades latinas.

“En la comunidad latina, sabemos que nos vemos desproporcionadamente afectados debido a muchos factores, como el hacinamiento y las circunstancias de vida, la falta de empleo ”, dijo Partida.

Muchos residentes latinos también son trabajadores esenciales que no tienen la opción de trabajar desde casa, mientras que muchos otros carecen de seguro médico y acceso a atención de salud mental de calidad.

En todo el condado, la mayor cantidad de casos confirmados de COVID-10 y muertes relacionadas se encuentran en la población latina. Los residentes negros y latinos mueren a la misma tasa por cada 100,000 personas, que es casi el doble de la tasa de los residentes blancos.

Si no se tratan ahora, los problemas de salud mental relacionados podrían afectar a estas familias durante años, advirtieron los expertos en salud mental.

“Reconocemos que si no lidiamos con estas soluciones preventivas y más fáciles de implementar ahora, nuestra comunidad latina y otras comunidades desatendidas verán el impacto total … en los próximos años demostrando neuropsicología y psicología más graves. preocupaciones ”, dijo Partida.

“Tenemos la obligación de mitigar este daño ”.

Xavier Cagigas, director asociado del Centro de Excelencia Neuropsiquiátrico Hispano de UCLA, dijo que los trabajadores de la salud deben superar el estigma en torno a los servicios de salud mental para elevar el nivel de “alfabetización en salud”.

“Al llegar a organizaciones religiosas, iglesias, sinagogas, mezquitas, personas que se congregan para adorar, podemos encontrar ese camino en la comunidad ”, dijo Cagigas.

“Lo que hemos estado descubriendo es que no solo nuestros miembros de la comunidad más vulnerables están increíblemente agobiados por todo lo que está cambiando en nuestras vidas con respecto a la pandemia de COVID-19 y los disturbios sociales en nuestra sociedad. Pero también son esas organizaciones basadas en la fe, esas clínicas y organizaciones basadas en la comunidad, las personas que tienen la tarea de comunicarse que también se ven afectadas”.