La historia real detrás de “Psicosis”, película de Alfred Hitchcock

Foto: Archivo

 

Sin duda alguna, Psicosis es una de las obras de la cinematografía mundial y del género de terror y suspenso, considerada incluso una de las películas cumbre de Alfred Hitchcock. Y es que para la mayoría de los fans de este filme de 1960, aun sigue siendo escalofriante recordar la icónica escena de la ducha con todo y musiquita de violines que a cualquiera eriza la piel. De hecho, todo se vuelve aún más aterrador al saberse que esta producción estuvo inspirada en hechos reales los cuales fueron registrados en la novela homónima del escritor Robert Bloch.

Por Hola México

La obra de Bloch a su vez está inspirada en el caso de Ed Gein, que en 1957 fue arrestado en Plainfield, Wisconsin, en 1957, tras ser acusado del asesinato de dos mujeres. Los crímenes de Gein fueron muy sonados en la época, por los horribles detalles que se supieron tras su detención. Y es que la policía descubrió en la casa del asesino serial algunas partes de cuerpos humanos y hasta ropa hecha con piel humana.

De acuerdo con los psicólogos que intervinieron en el caso, Ed buscaba hacerse con la piel un “traje de mujer” y así fingir ser su madre, con quien tenía una relación un poco enfermiza y quien influyó directamente en la conducta de su hijo, pues fue criado bajo un régimen religioso muy severo, en donde la censura y el control mental eran constantes.

El caso llegó a oídos de Robert Bloch, quien en ese entonces vivía a 56 km de donde se llevaron a cabo los sonados crímenes, llamando fuertemente la atención del autor, quien ya llevaba tiempo imaginando una historia similar, en la que el vecino de la casa de al lado en realidad se trataba de un sanguinario asesino que había logrado engañar a todo un pueblo. El personaje protagonista de la novela de Bloch, lleva el nombre de Norman Bates y su historia tiene muchas similitudes a las de Gein, al igual que la versión para la pantalla grande interpretada magníficamente por el legendario actor Anthony Perkins.

Para leer más, ingresa aquí