En Perú inician entrenamientos para el retorno del fútbol

Referencia

 

Luego de pasar pruebas de covid-19, jugadores de clubes de la primera división en Perú iniciaron este sábado sus entrenamientos a puerta cerrada para reanudar el torneo en julio tras más de tres meses de paralización por la pandemia.

“Este sábado por la tarde, Alianza Universidad de Huánuco será el primer equipo en iniciar los trabajos individuales de la primera fase de entrenamientos”, informó en un comunicado la Federación Peruana de Fútbol (FPF).

Antes de sus primeras prácticas, “el plantel huanuqueño pasará pruebas serológicas para descartar el covid-19”, señalo la institución deportiva.

El plantel de 30 jugadores de Alianza Universidad fue el primer equipo que iniciara sus entrenamientos en un club privado del distrito limeño de Cieneguilla que previamente acondicionó y se desinfectó.

“Los jugadores en grupos de tres conformados por defensas, volantes y delanteros realizaran las practicas respetando los protocolos de bioseguridad”, dijo a la AFP el jefe de prensa del club Favio Herrera.

“Tenemos que respetar los protocolos de la Federación y evitar aglomeraciones en los trabajos”, manifestó Herrera.

– Lima, sede del torneo –
Bajo la dirección técnica de Rony Revollar, el líder del torneo Apertura, Alianza Universidad concentra desde el 15 de junio en Lima porque la capital peruana será la sede de los partidos del torneo.

Bajo la batuta del argentino Carlos Bustos, Melgar de Arequipa iniciará sus entrenamientos el lunes a puerta cerrada en el estadio Mariano Melgar de la ciudad de Arequipa, al sur de Perú.

“Los entrenamientos serán en grupos y respetando los protocolos”, dijo a la AFP Arturo Arana, coordinador de prensa de la institución.

Por su parte, César Vallejo de Trujillo anunció en sus redes sociales que la próxima semana iniciarán sus prácticas.

“El equipo volverá a los entrenamientos la próxima semana, tras la aprobación de nuestro protocolo de reanudación de las actividades deportivas”, indica un Twitter del club.

La FPF anunció el 18 de junio que los planteles de los 20 clubes de la Liga 1 (división superior), pasarían pruebas moleculares para descartar el nuevo coronavirus como parte del protocolo sanitario obligatorio para la vuelta de las actividades futbolísticas.

La FPF y los clubes de la Liga1 acordaron reanudar el Apertura el 31 de julio sin público, si para esa fecha ha terminado la cuarentena nacional por el coronavirus.

El acuerdo al que llegaron ambas partes el 8 de junio prevé que el resto del torneo se juegue en Lima, para evitar viajes y riesgo de contagios.

Perú suspendió su campeonato cuando se habían jugado seis fechas del Apertura, en la segunda semana de marzo, luego que el gobierno decretó un confinamiento nacional y toque de queda nocturno.

Perú terminará el martes una cuarentena nacional de más de 100 días, pero mantendrá el cierre de fronteras y un confinamiento obligatorio en las siete regiones más afectadas por la pandemia.

Aunque la cuarentena se levante en Lima, las autoridades sanitarias deben dar su conformidad para reanudar el fútbol en la fecha consensuada por la FPF y clubes.

El Clausura se jugará también en Lima, pero a diferencia del Apertura donde todos los equipos se enfrentan entre sí, en este caso se dividirán en dos grupos de 10 equipos cada uno.

El plan contempla tres fases de entrenamiento, con una duración mínima de siete días para cada una y se inició a partir de la segunda quincena de junio.

Entre otras medidas dispuestas para entrenar, se indica que si se identifica a algún jugador con temperatura igual o mayor a 37,5°C, éste será evaluado por el médico del club y no participará de la práctica.

Los jugadores deben acudir con mascarillas a los entrenamientos, cuyo uso es obligatorio en Perú. Sin embargo, prescinden de ella durante los ejercicios y el juego.

Perú, uno de los países de Sudamérica más afectados por el coronavirus, superó el viernes los 270.000 casos y los muertos suman 8.939, según el Ministerio de Salud.

AFP