Liz Carolina Jaramillo: Las mujeres pueden perder derechos logrados tras luchas sociales

 

Tras el último informe presentado por el Encovi, correspondiente al período 2019-2020, Venezuela ocupa el primer lugar como el país más pobre y segundo en desigualdad de Latinoamérica, la diputada de la Asamblea Nacional (AN) por el estado Aragua, Liz Carolina Jaramillo expresó su preocupación, resaltando la necesidad de buscar soluciones de manera inmediata.

Jaramillo explicó que, las principales casas de estudios del país como la Universidad Católica Andrés Bello, Universidad Central de Venezuela y la Universidad Simón Bolívar han puesto a disposición un equipo especializado para realizar trabajos, a fin de obtener información clara sobre los sectores que mueven al país, “solo 4 de 10 mujeres participan en la actividad económica, a consecuencia de la emigración el 60 por ciento de los hogares venezolanos están a cargo de la figura femenina, además de una de 4 familias padecen de inseguridad alimentaria severa”, indicó.

En el caso de Aragua, la parlametaria sostuvo que, solo el 12 por ciento de los rubros de la canasta alimentaría, pueden ser adquiridos, “el actual salario mínimo es insuficiente para cubrir la canasta alimentaría”, señaló.

En materia educativa, Jaramillo dijó que, existe una reducción de la demanda potencial, demostrandose mayor inequidad de género, “el 76 por ciento de la brecha de género en la cobertura educativa muestra inclinada afectación hacía las mujeres”, subrayó.

Agregó que, el 16 por ciento de la deserción escolar en Venezuela es producida hoy día por las féminas, quienes dejan sus estudios por motivos como embarazos, cuidado de los niños o simplemente por obligaciones en el hogar.

A juicio de la legisladora aragüeña, dichas cifras son preocupantes, por lo que exhortó a los entes reponsables a tomar en cuenta el reciente pronunciamiento del Secretario General de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, donde alerta el riesgo de las mujeres a perder los derechos logrados luego de tantas luchas sociales.

“Mujeres de 13 a 27 años de edad han abandonado sus estudios y de manera forzada han emigrados, esto tras la grave crisis socio-económica que atraviesa actualmente Venezuela”, concluyó.

Nota de prensa