¿Por qué se contagian de Covid-19 los médicos venezolanos?

Un hombre con equipo de protección personal (EPP) descansa en la entrada de la sala de emergencias del Hospital Universitario de Maracaibo, estado de Zulia, Venezuela, el 2 de julio de 2020, en medio de la pandemia de coronavirus COVID-19. (Foto por Luis BRAVO / AFP)

 

El coronavirus se ha convertido en el enemigo número uno de los médicos, enfermeras y personal sanitario que hace vida en Venezuela. La lucha que han emprendido los especialistas en nuestro país va más allá de querer salvar a las demás personas de la Covid-19, pues el reto es salvarse a ellos mismos. En todo el mundo no hay tantos decesos dentro del sector salud relacionados al coronavirus. En ninguna parte del planeta hay tantos contagios a médicos y enfermeras. La pregunta que todo el mundo se hace es la de ¿por qué pasa esto?

Osman Rojas D. | LA PRENSA DE LARA

Desde hace unos cinco años el país atraviesa una severa crisis sanitaria. La Federación Médica Venezolana (FMV) estima que en los hospitales hay una escasez de insumos que alcanza el 95%. En el 70% de los hospitales (siete de cada diez) hay problemas con el agua por tubería y en el 80% (ocho de cada diez) hay fallas con la distribución del jabón. Esto convierte a los centro públicos en focos de contagio y deja a los médicos como víctimas predilectas del coronavirus.

Tres estados con mayor número de médicos muertos por Covid-19

“Ha fallado la prevención”, dice el doctor José Félix Oletta, exministro de Salud en Venezuela, cuando se le pregunta el porqué hay tantos médicos infectados. “El Gobierno ha fallado en la distribución de materiales de bioseguridad. En lugares donde no hay ni mascarillas, cómo le pedimos al personal sanitario que se cuide”, es otra de las frases de Oletta.

El especialista recuerda cómo, hasta mediados del mes de junio, no se hizo la primera inversión seria al sector salud. Lo más indignante es que esta dotación llega por donaciones de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), no por iniciativa gubernamental. “Han dejado desprovisto al sector sanitario. Eso pasa factura”, sentencia.

Otro de los factores que inciden directamente en el contagio del personal sanitario es la demanda masiva de pacientes que hay en la red pública. Aunque la mayoría de hospitales que forman parte de la red tradicional no entran en la categoría de centros centinelas (lugar en donde atienden a pacientes con coronavirus) la poca confianza que tiene la población en la red Barrio Adentro y CDI hace que todos quieran ir a centros tradicionales. Allí los esperan médicos con escudos irrisorios.

“Es más un tema cultural que otra cosa. La gente, cuando tiene algún malestar, va a los hospitales grandes. Nos pasa en el Antonio María Pineda de Barquisimeto y pasa en todo el país. Las personas no se acostumbran a ir a centros centinelas, ambulatorios o CDI. Van a centros especializados porque se han acostumbrado a ello. La gente no va a estos lugares y si sienten síntomas de coronavirus van a los centros tradicionales”, explica el doctor Marcial Daza, exdirector del Hospital Central de Barquisimeto.

Aunado a estos los médicos cuentan que la ausencia de pruebas para descartar casos en comunidades es otro factor clave. A los centros públicos están llegando personas enfermas que no lo saben y eso es un factor de riesgo. “Hay gente asintomática que va a los hospitales por una cosa y resulta que tiene otra”, comentaba el doctor César Ribas, médico epidemiólogo, al ser consultado por el diario LA PRENSA DE LARA.