Air France suspende “temporalmente” sus operaciones en Venezuela

REUTERS/Pascal Rossignol

 

La aerolínea de bandera francesa Air France suspendió de forma temporal sus operaciones hacia y desde Venezuela en medio de la caída de la economía que ha provocado la pandemia, informó este jueves el presidente del Instituto Nacional de Aeronautica Civil (INAC) del país caribeño, Juan Teixeira.

“A solicitud de la empresa Air France, hoy recibí a los representantes de la línea aérea, quienes expusieron y evaluaron su situación a nivel mundial, producto de la pandemia que hoy en día azota a la humanidad (…). Air France se ve en el penoso deber de suspender temporalmente las operaciones regulares hacia y desde nuestro país”, dijo Teixeira en Twitter.

En la misma plataforma, el funcionario señaló que la aerolínea “manifestó sus intenciones firmes de continuar” operando en Venezuela, aunque sin ofrecer mayores detalles.

El anuncio de Teixeira confirma los rumores que manejaban desde ayer los medios locales, que reportaron, citando fuentes internas de la empresa, una posible suspensión de las operaciones durante al menos dos años debido a la escasa rentabilidad que entrega la ruta.

El presidente del INAC no informó este jueves cuánto tiempo mantendrá Air France suspendidas sus operaciones en Venezuela.

La salida temporal de Air France restringe aún más la oferta de vuelos en Venezuela, donde apenas un puñado de aerolíneas mantiene operaciones.

El vicepresidente para las Américas de la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA, por su siglas en inglés), Peter Cerdá, dijo en septiembre del año pasado que preveía que el país suramericano seguiría desconectado por vía aérea.

Según explicó entonces Cerdá, en 2013 operaban 28 líneas aéreas en Venezuela, pero el número se redujo a menos de 10 antes de que la pandemia por el nuevo coronavirus cerrara los aeropuertos.

Venezuela, además, mantiene con las aerolíneas una deuda cercana a los 4.000 millones de dólares, también dijo Cerdá en aquella ocasión.

Esta deuda deriva del control de cambios que se implementó en ese país en el 2003 y en el marco del cual las empresas no han podido canjear a dólares los ingresos que generan por la venta de boletos en la moneda local, el bolívar soberano.

Entre las compañías que han decidido salir del mercado venezolano se encuentran Aerolíneas Argentinas, United, Air Canadá, Lufthansa, Alitalia, Latam, Tiara Air, GOL, Delta, Avianca y Aeroméxico.

En tanto que la línea bandera de Venezuela, Conviasa, enfrenta sanciones de Estados Unidos y ha visto mermado su margen de acción en la región, puesto que las medidas impiden a ciudadanos y empresas relacionadas con Estados Unidos hacer negocios con Conviasa, como la venta de repuestos o combustible.

Sin embargo, Conviasa, ignoró estas sanciones y voló a Pekín a inicios de mes, para transportar en su regreso a Venezuela la ayuda humanitaria que China prometió al país caribeño para paliar la emergencia sanitaria por la COVID-19. EFE