Médico Intensivista perdió la vida a causa del Covid-19 en Caracas

Con flores, lágrimas y aplausos compañeros de labores le dieron el último adiós al doctor José Luis Albornoz de 55 años de edad. Albornoz se desempeñó en vida como Coordinador del Área de Emergencia del Centro Médico de Caracas, y también ejerció sus labores en las terapias intensivas de las clínicas Leopoldo Aguerrevere, y Santa Sofía.

Durante su faena Albornoz tuvo que enfrentarse al Covid-19, y tras un fuerte combate tuvo que ser hospitalizado para poder recuperarse. Durante su tiempo en observación logró celebrar su cumpleaños número 55 acompañado de sus seres queridos quienes adoptando las medidas de bioseguridad ante la adversidad pudieron llevarle una torta.

Sin embargo, luego de 36 días en cama, Albornoz no pudo continuar la lucha, por lo que este martes quedó sin signos vitales en uno de los centro de salud donde prestó sus servicios.

El gremio médico entero se unió en duelo por la partida física de este hombre que le dedicó su vida a la medicina. Varios fueron los mensajes de aliento, agradecimiento, emotividad y tristeza que le expresaron al galeno a través de la cuenta en Instagram @centromédicoccs.

María Uzcátegui colega de José Luis Albornoz por más de 20 años, lo describió como un ser “muy especial, bondadoso, humilde, siempre atento para servir a aquel que lo necesitara. “El gordo” como lo llamaban de cariñom tenía un carácter educado, alegre, y era considerado como un buen compañero, buen padre, buen amigo, buen hermano, que le hacía favores a cualquiera que se le acercara”.

Además, cuenta Uzcátegui que su homólogo tenía una perrita llamada “Estrella” a la cual le llevaba comida mientras recibía una de sus guardias.

Albornoz dejó tres hijos, dos hembras y un varón, y una nieta llamada Anael, la cual era considerada como su razón de vivir.

En el área académica se graduó en el año 1.996 como Médico Cirujano en la Universidad de Los Ándes, y posteriormente culminó sus estudios cuando obtuvo el título de Intensivista en el Hospital Clínico Universitario de Caracas-UCV.

Se conoció que sus tres últimos pacientes fueron su papa, mamá y dos tíos, uno de ellos falleció en Mérida a causa del coronavirus, enfermedad que se lo llevó luego de haber ingresado a Terapia Intensiva.