Nueva York facilita ayuda para que empresarios soliciten préstamos

Diario NY

La primera ronda de los préstamos PPP no llegó a los suficientes negocios de la ciudad y desde luego no a buena parte de las empresas de minorías y mujeres o de contratistas independientes. El lunes se abrió un nuevo plazo de concesión de estos préstamos perdonables para pequeñas empresas y las autoridades de Nueva York no quieren que se repita la historia.

Por: El Diario NY

En esta ocasión el Paycheck Protection Program, que es como se llaman a estas ayudas empresariales por motivo de la pandemia de la COVID, está dotado de $284,450 millones y el contralor Scott Stringer propuso el miércoles que para que lleguen a más empresarios la ciudad debe poner en marcha un equipo multiétnico y en el que se hablen varias lenguas. El objetivo es que se preste apoyo a organizaciones de la ciudad que son fundamentales para que la información y la ayudas directa llegue a todas las esquinas de la ciudad, incluidos los inmigrantes.

Coincidiendo con esta petición, el alcalde, Bill de Blasio, y el departamento de Servicios a Pequeños Negocios (SBS) lanzaron ayer Fair Share NYC una campaña para conectar a empresarios de pequeños negocios con estos fondos federales de alivio por la pandemia además de otras ayudas como el préstamo por desastres (EIDL) y ayudas de $10,000 a empresarios en comunidades de bajos recursos.

De Blasio dijo que se iba a hacer todo lo posible por “conectar a estos empresarios con las ayudas que merecen” con una iniciativa que reflejaba algunas de las necesidades que Stringer dijo que eran necesarias.

El contralor lamentó que apenas 12% de más de los 1.1 millones de pequeños negocios en New York City recibieran el préstamo PPP en la primera ronda comparado con el 24% en Nebraska u otros estados como Dakota del Norte. Los datos que maneja es que los que menos dinero recibieron de estos préstamos perdonables para cubrir costos de negocios fueron los empresarios de El Bronx.

“Las solicitudes de los préstamos eran complicadas  y restrictivas y muchos empresarios simplemente no conocían el programa lo que es inaceptable.La ciudad falló a los empresarios en la primera ocasión”, dijo Stringer, uno de los candidatos a la alcaldía de la ciudad.

 

Una de las empresarias que le acompañaba en un acto público en el que dió a conocer las propuestas para mejorar la posición de los empresarios neoyorquinos, Eileen Guzzo, explicaba que en la primera ronda de PPP le fue muy complicado solicitar el préstamo a través de una gran institución. Gozzo, presidenta de la consultora Donnelly and Moore, dijo que finalmente gracias al apoyo de la Cámara de Comercio Hispana encontró apoyo en Ponce Bank una entidad comunitaria que le hizo todo muy fácil.

En las primeras rondas de 2020, algunos bancos comunitarios y credit unions comentaron a este periódico que muchos empresarios no tenían la documentación suficiente para lograr este crédito.

Stringer sugiere que la ciudad trabaje de cerca con entidades comunicaras y Instituciones Comunitarias de Desarrollo Financiero (CDFI) que han sido más efectivas que la gran banca a la hora de hacer llegar estos préstamos a empresarios y que haya un esfuerzo por parte del SBS, en colaboración con otras asociaciones de negocios y el sindicato de Freelancers para animar a empresarios y ayudarles a preparar la documentación.

Desde el SBS se recuerda que en esta ronda de ayudas se quiere poner énfasis en los negocios de minorías y mujeres además de los que son muy pequeños a través de prestamistas basados en la comunidad.

El programa Fair Share NYC va a proveer de webminarios diarios a los que se puede acceder a través de evenbrite para revisar los términos de los programas de ayuda el PPP y el EIDL además de informar sobre las pautas para su solicitud.

En la línea de una de las sugerencias de Stringer, se dará asistencia individual para encontrar la mejor opción de financiación de este programa conectando con las entidades que conceden estos préstamos además de ayudar con la solicitud.

El estado de los negocios

La caída de la demanda y las restricciones a la oferta están haciendo mucho daño a una de las piezas fundamentales que necesita una economía con salud, las pequeñas empresas. Según cifras dadas a conocer el miércoles por Scott Stringer, a 30 de diciembre de 2020 los ingresos de los pequeños negocios de Manhattan habían caído un 67%, un 43% en Queens, el 38% y 37% en El Bronx y Brooklyn, respectivamente y un 28% en Staten Island en comparación con enero de 2020.

La caída de Manhattan es mayor al tener muchas zonas de oficinas que han estado parcial o totalmente cerradas durante la mayor parte del año pasado.

 

Claves del segundo préstamo PPP

  • ¿Quién lo puede solicitar?

Empresas que hayan estado abiertas antes del 15 de febrero de 2020 y tengan menos con menos de 301 empleados lo que incluye a los propietarios de empresas sin empleados, contratistas independientes o autoempleados.

Aquellas compañías que hayan sufrido una caída del 25% en los ingresos brutos (antes de impuestos) trimestrales en comparación con 2019 o en esa misma facturación anual con respecto al año anterior.

Las empresas que lo solicite tienen que haber usado todo el dinero del préstamo anterior aunque no se requiere que hayan solicitado ya la condonación o perdón de esta deuda.