¿Qué hacer en caso de haber comprado una vacuna FALSA contra el coronavirus?

Un especialista médico sostiene un vial de la vacuna Sputnik V contra el coronavirus en unos grandes almacenes de Moscú, Rusia, el 18 de enero de 2021. REUTERS/Shamil Zhumatov

 

En fechas recientes, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSPC) y la Secretaría de Salud de Nuevo León informaron sobre la venta de vacunas falsas Pfizer-BioNTech.

Con información de Infobae

De acuerdo con las dependencias, los productos encontrados en el lugar tenían el lote 783201 con fecha de caducidad en agosto de 2024. No obstante, se confirmó que son apócrifos.

Por su parte, el doctor Manuel de la O Cavazos reveló que supuesto antígeno habría sido aplicado, por lo menos, a 80 habitantes de una zona residencial en el estado. Ésta les habría costado desde 11,110 pesos mexicanos en el caso más barato, hasta 25 mil pesos y en algunos casos, hasta 40 mil pesos.

Rosa Icela Rodríguez, titular de la SSPC, informó ó a través de un comunicado la detención de seis personas presuntamente involucradas con este delito, misma que efectuaron autoridades de Nuevo León.

En este sentido, la Cofepris recomendó que, en caso de haber sido adquirida la vacuna en este u otro establecimiento, habría de, primero, denunciarse ante las autoridades correspondientes.

De acuerdo con la página oficial de la Cofepris, el sistema de notificación de reacciones adversas constituye la base de la farmacovigilancia, mediante la cual se pueden detectar, evaluar, comprender y prevenir los riesgos asociados a los medicamentos y vacunas.

Es a través del Centro Nacional de Farmacovigilancia donde se cuenta con un formato de notificación estandarizado que permite colectar la información necesaria para la notificación.

El compromiso de las autoridades es fortalecer el Programa Internacional para el Monitoreo de Medicamentos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), mismo que opera a través del Centro de Monitoreo de Uppsala (UMC, por sus siglas en inglés) que alimenta la base de datos mundial de la seguridad de los medicamentos.

El primer método, E-Reporting, consiste en la notificación en línea por parte de pacientes/consumidores y Profesionales de la salud. Para solucionar dudas sobre su llenado, se puede consultar también el instructivo para la notificación de reacciones adversas (malestares ocasionados por los medicamentos).

Adicionalmente, los pacientes/consumidores de medicamentos tienen a su disposición el Formato para el Aviso de Sospechas de Reacciones Adversas de Medicamentos COFEPRIS-04-017 para notificar una sospecha de reacción adversa.

Aunado a esto, existe VigiFlow en los Centros Estatales de Farmacovigilancia (CEFV), Centros Institucionales de Farmacovigilancia (CIFV), Centros Institucionales Coordinadores de Farmacovigilancia (CICFV) y las Unidades de Farmacovigilancia (UFV) dependientes de los CEFV y los CICFV que cuenten con los medios electrónicos para el reporte utilizarán VigiFlow como canal para la notificación.

Para obtener más información sobre el uso de VigiFlow, es necesario consultar la Guía de farmacovigilancia para la notificación de cualquier problema de seguridad relacionado con el uso de medicamentos.

Por último, puedes enviar tu reporte para darle seguimiento a través de la página [email protected], de acuerdo con la página oficial de la Cofepris.