Importaciones y falta de gasoil golpea a cañicultores en Venezuela

Cañicultores recogiendo la cosecha / Foto: El Impulso

 

Cañicultores están con la soga al cuello porque les resta tan sólo dos semanas para que culmine la zafra en los llanos occidentales del país, y tan sólo han podido moler el 75% de la cosecha por la escasez de gasoil. Es decir, han molido un millón 900 toneladas de caña de azúcar, les falta moler unas 600 mil toneladas, así lo alertó Oscar Contreras, primer vicepresidente de la Federación de Asociación de Cañicultores de Venezuela (FESOCA). Está situación los obliga a comprar combustible en el mercado negro hasta en dos dólares el litro, disparándose los costos de producción a pesar de tener que estar sometidos a un control de precios que establece el valor del kilo de azúcar nacional en máximo un dólar. El principal problema que presentan es que los anaqueles están abarrotados de azúcar importada de Brasil o Colombia, 50 ó 35 centavos de dólares más barata.

Por Ana Uzcátegui | LA PRENSA DE LARA

Contreras indicó que Venezuela en la actualidad produce tan sólo el 20% del consumo nacional de azúcar, cuando en la cosecha de 2005-2006 se abastecía el 80% de la población. “Ese año que fue histórico para el sector se produjeron nueve millones 100 mil toneladas de caña de azúcar, que generaron 734 mil toneladas de azúcar. Sólo se importaron 466.000 toneladas. Ahora la realidad es distinta, este año se produjeron 2.400.000 toneladas de caña de azúcar, deberíamos generar 180 mil toneladas, cantidad que alcanza para cubrir el consumo de tres meses en el país”, explicó.

El consumo ideal de azúcar en Venezuela debería ser 1.200.000 toneladas por año. Comentó que actualmente está ingresando sin ningún tipo de control azúcar refinada desde Colombia y Brasil, la mayoría proviene de mafias del contrabando. Estos comerciantes no pagan impuestos aduaneros ni tienen ningún tipo de control sanitario. “Esa azúcar se consigue en el mercado muy barata, en un millón 800 mil bolívares, o a veces la rematan a 50 centavos de dólar, y esa competencia desleal ha sido demoledora para el sector cañicultor del país. Haciendo que en la actualidad aproximadamente el 50% de la molienda de azúcar se esté quedando en los almacenes de los centrales azucareros, porque no hay demanda. La agroindustria prefiere importar materia prima terminada que comprarla en el mercado nacional por las políticas económicas que ha incentivado el gobierno”, denunció. El azúcar es el rubro primordial para la fabricación de algunos alimentos y medicinas en el país.

Producción mínima
Oscar Contreras, quien también es presidente de la Sociedad de Cañicultores del Estado Portuguesa (Soca Portuguesa), informó que de 16 centrales azucareros que existen en el país, sólo cuatro privados son los que están produciendo azúcar, los 12 restantes están en manos del gobierno, de los cuales sólo dos producen al mínimo de su capacidad instalada.

Uno de los centrales activos es Portuguesa, en el estado homónimo, ha molido un millón de toneladas de azúcar, le falta por moler 250 mil toneladas de caña. “Esa caña de azúcar que resta no se ha podido moler por falta de gasoil y es la producción que pertenece a 150 productores de la zona del sistema de riego La Majagua en el estado llanero. Anteriormente molían en el central Azucarero Santa Elena, en manos del Estado venezolano, que este año paralizó actividades”, destacó.

El Central Azucarero Molipasa, también en Portuguesa, ha molido 573 mil toneladas de azúcar, les resta por moler 77 mil toneladas aproximadamente. El Central Azucarero La Pastora, en el municipio Torres del estado Lara, ha molido 152 mil toneladas, le falta por moler 200 mil toneladas. Contreras explicó que en este estado del país los meses de zafra se dan de febrero a septiembre, mientras que en Portuguesa, Aragua y Sucre la cosecha es de diciembre a abril.

El Central Azucarero El Palmar, en el estado Aragua, logró moler 215 mil toneladas de caña este año, se paralizó por falta de gasoil. “Los únicos dos centrales del sector público que están laborando al mínimo de su capacidad son Batalla de Araure en Portuguesa, ha molido 15 mil toneladas de caña, aunque tiene una capacidad instalada para moler 500 mil toneladas y el Central Azucarero Cumanacoa, en Sucre, sólo logró moler 10 mil toneladas, tiene capacidad de moler unas 70 mil. Ha sido insignificante la producción del gobierno”, exclamó.