Científicos de la Universidad de Standford revelan cinco claves para el uso seguro del tapabocas

Diario NY

 

A más de un año de haberse implementado las medidas actuales para prevenir el contagio por Covid-19, estas siguen siendo importantes; sin embargo, en vista de los nuevos lineamientos dados por la OMS, científicos pertenecientes a la Universidad de Stanford dan 5 claves para usar la mascarilla.

Por: Diario NY

1. Las mascarillas de tela pueden contribuir a evitar la propagación del virus

El uso de mascarillas es vital para evitar el contagio. Es un recurso que contribuye a controlar la propagación, según Larry Chu, profesor de anestesia en una entrevista para Stanford Medicine. La cuestión está que, como ya se sabe, la transmisión se da a través del aire.

Al expulsar los aerosoles es posible contagiar a otras personas. Incluso si alguien no tiene síntomas es probable que sea asintomático y contagie a los demás. Las mascarillas hechas de tela también contribuyen, junto con el lavado de manos, a evitar la propagación del virus.

2.  El uso de mascarilla no es perjudicial

Todavía hay quienes creen que el uso de mascarillas es perjudicial. Esto se debe a que piensan que limita la circulación del oxígeno y que se termina inhalando el dióxido de carbono que se expulsa y esto podría causar daño cerebral.

Una mascarilla apropiada ofrece la ventilación necesaria para respirar. Por eso no debe ser ni muy ajustada pero tampoco muy grande. Por otro lado, el uso de mascarilla es un recordatorio de que hay que seguir siendo precavido.

3. Cómo hacer mascarillas caseras

Las mascarillas que mejor protección dan son las quirúgicas y la N95. Las mascarillas caseras también son efectivas, pero para mejorar esa eficacia es recomendable que tengan 3 capas de distintas telas.

De acuerdo con la nueva recomendación de la OMS, las mascarillas contra el Covid-19 deben tener una capa de tela de algodón o nylon, y la capa externa que sea con material impermeable. Eso sí, hay que tener cuidado con los materiales que puedan causar alergia.

4. Mascarillas con carga estática

Algo que puede ayudar a mejorar la eficacia de las mascarillas es la carga estática. En la Universidad de Standford están trabajando con materiales que puedan producir estática para que la eficacia de una mascarilla casera sea igual a una médica, según lo señalado por Amy Price, investigadora de dicha institución.

Algunos materiales apropiados para generar estática son algodón, poliéster, polipropileno, nailon y seda. Para cargarlos con electricidad estática solo se deben frotar por 30 segundos con un guante de látex antes de usarla. De acuerdo con las investigaciones, la eficacia es de un 30% más.

 

5. El uso de la mascarilla logra reducir el contagio

En los países donde se implementó el uso de mascarilla a tiempo se redujeron la cantidad de contagio. Ahora que el uso de mascarillas de tela es muy común, es necesario que se fabriquen con materiales apropiados y se usen constantemente, tanto en sitios públicos como en lugares cerrados.

Quienes ya se han vacunado también deben seguir usando la mascarilla, pues todavía son propensos al contagio o pueden contagiar a otros. Es una forma práctica de cuidarse a sí mismos y de cuidar a otros.