“Tortura psicológica y física”: Las condenas en prisiones de China

Imagen de referencia. Cárcel en Colombia. Un colombiano que finalizó su condena en un prisión china, reveló que en esos centro penitenciarios, quienes pagan penas sufren de maltratos y abusos. Foto: Andrés Cortés.

 

“Los colombianos que están en la prisión en Dongguan son torturados las 24 horas del día. Es un campo de concentración para extranjeros y chinos”, contó en entrevista con Noticias RCN, un colombiano que permaneció cuatro años en una prisión en China, y que hace tan solo unos días terminó su condena y pudo regresar a Colombia.

Por: Infobae

El hombre, cuya identidad permaneció en reserva por el noticiero con el fin de garantizarle seguridad, relató al medio que su paso por una cárcel china comenzó en 2017, luego de haber sido denunciado por atracar a un grupo de extranjeros.

Según narró el colombiano a Noticia RCN, una noche, mientras departía en una discoteca tuvo una pelea con unas personas extranjeras. Allí, en medio de la riña, una de ellas lo golpeó con un IPad, por lo que él al intentar defenderse, también atacó al viajero con el artefacto tecnológico.

De acuerdo con el hombre, una vez dejaron de pelear, los extranjeros lo denunciaron ante las autoridades chinas como si él hubiera atracado al grupo de personas. Por ello, el joven fue condenado a cuatro años de cárcel en el país asiático, donde debido a la difícil experiencia de maltratos y torturas que tuvo que vivir hasta hace 15 días, cuando fue dejado en libertad, según contó al noticiero, bajó cerca de 30 kilos.

“Hay abuso. Hay tortura psicológica y tortura física. Si usted no hace lo que ellos le dicen lo golpean”, indicó el colombiano al medio bogotano, quien añadió que además de tener que soportar ese tipo de maltratos durante su estancia en la cárcel china, también tuvo que hacer frente a los estragos que le causó la tuberculosis, enfermedad que adquirió estando allí.

Sin embargo, a pesar de las circunstancias y los abusos que tuvo que soportar estando en prisión en China, el hombre señaló al noticiero que aún así mantuvo la esperanza, pues sabía que su condena tenía fecha de caducidad, situación muy diferente para aquellas personas que fueron condenadas a pena de muerte en el país asiático.

Según detalló el colombiano a Noticias RCN, quienes son condenados a la pena capital la pasan peor en las cárceles chinas, pues muchos de esos prisioneros mientras esperan el día de su ejecución, permanecen encadenados las 24 horas del día con el fin de evitar que se quiten la vida, incluso, el hombre relató que hay personas a las que tienen que colocarles cascos en sus cabezas, ya que muchas de ellas se golpean contra los muros de la prisión en un intento de matarse antes de que se cumpla su pena de muerte.

“No cometan ningún error, ni el más mínimo, porque en estos países comunistas no respetan los derechos humanos”, fue el llamado del joven en entrevista con Noticias RCN, para aquellas personas que aún permanecen presas en el país asiático, y quienes esperan que en los próximos días el presidente Iván Duque sancione el tratado que da vía libre para el traslado de los colombianos que han sido condenados en la República Popular China.

Cabe recordar que el acuerdo suscrito por los dos países permitirá que las personas privadas de la libertad condenadas en ambas naciones, puedan terminar de pagar sus penas en sus territorios natales, siempre y cuando se cumplan con los requisitos y condiciones establecidos en la normativa.

Según conoció el noticiero bogotano, a la fecha, en China hay 179 colombianos presos, de los que 25 han solicitado ser trasladados a Colombia.