Al menos tres eurodiputados catalanes recuperan provisionalmente su inmunidad legislativa

Tribunal de Justicia de la UE

 

 

El vicepresidente del Tribunal de Justicia de la UE (TJUE) paralizó provisionalmente este miércoles la suspensión de la inmunidad parlamentaria de los eurodiputados catalanes Carles Puigdemont, Toni Comín y Clara Ponsatí.

Los tres legisladores, requeridos por España por el intento de independencia de Cataluña en 2017, habían perdido la inmunidad parlamentaria el 9 de marzo, mediante el voto secreto de sus pares.

Sin embargo, el vicepresidente del TJUE determinó que “se suspenda la ejecución de las decisiones del Parlamento [Europeo] hasta que se adopte el auto que ponga fin al presente procedimiento de medidas provisionales”, apuntó el Tribunal en una nota.

En ese mismo documento, el letrado “destaca que el Parlamento aún no ha podido presentar sus observaciones sobre la demanda de medidas provisionales, de modo que a día de hoy no es posible determinar si su fundamento ha quedado suficientemente demostrado”.

Esta decisión atiende a una apelación presentada por los tres legisladores catalanes el 26 de mayo, donde hicieron referencia al “riesgo real e inminente de que puedan ser detenidos y encarcelados con arreglo a las decisiones del Parlamento”, de acuerdo con la nota del TJUE.

El vicepresidente del Tribunal consideró que ante la inminencia de que el Parlamento Europeo retome sesiones en su sede en la ciudad francesa de Estrasburgo, los tres legisladores estarían expuestos a la detención.

La justicia española acusa a Puigdemont y Comín de sedición y malversación de fondos, y a Ponsatí sólo de sedición.

La defensa de los tres eurodiputados se apoya en vicios de procedimiento y de competencias, ausencia de pruebas y persecución política.

El levantamiento de la inmunidad legislativa de los tres era condición necesaria para que se puedan reactivar los suplicatorios presentados por el Tribunal Supremo español, que exige el envío de los tres para ser procesados en su país.

AFP