DETALLES: Los pagos que reciben los más ricos de la industria tecnológica

 

Apple le pagó a su director ejecutivo, Tim Cook, un total de 1400 millones de dólares desde el año 2007. El presidente de Oracle, Larry Ellison, acumuló acciones y efectivo valorados en casi 1900 millones de dólares durante el mismo periodo. Y Mark Zuckerberg obtuvo 5700 millones de dólares de Facebook desde que la empresa se hizo pública en 2012.

Por: The New York Times

Estos son algunos de los hombres multimillonarios de la industria de la tecnología. Los sueldos acumulados de media docena de ejecutivos superaron los 13.200 millones de dólares, según un nuevo análisis de los últimos 15 años. Son años en los que las empresas tecnológicas se convierten en poderosas fuerzas de la economía, nuestras vidas y los asuntos en todo el planeta. Recientemente, la actitud en torno a la tecnología se ha deteriorado más, pero los cheques de pago de los jefes de la industria tecnológica en su mayoría permanecieron ilesos.

The New York Times publicó el viernes un análisis de los directores ejecutivos mejor pagados de las empresas estadounidenses que cotizan en la bolsa en 2020. Durante la pandemia, los ejecutivos recibieron algunos de los paquetes salariales más abundantes de la historia, de acuerdo a lo reportado por mi colega Peter Eavis.

Para tener una idea de lo que las empresas pagaron a sus jefes durante un periodo de tiempo más largo, la consultora de remuneración ejecutiva Equilar clasificó a los 10 ejecutivos con el mayor salario total acumulado, desde 2006, cuando hubo un cambio en los acuerdos de compensación corporativa. Los jefes de tecnología ocuparon seis de esos 10 puestos, en gran parte debido al valor de las acciones que les dieron sus empresas.

Los sueldos de más de 1000 millones de dólares de un puñado de hombres, y sí, todos ellos son hombres, plantea una gran e irrebatible pregunta: ¿Cómo sabemos si valen el dinero que se les paga?

Los fanáticos de las estadísticas del béisbol conocen una medida llamada victorias por encima del remplazo, que intenta cuantificar el valor de un jugador al estimar cuántas victorias más o menos tiene un equipo con él en comparación con un jugador de remplazo que podría ser más barato. Incluso en la industria de la tecnología, en la que los datos son una obsesión, hay pocos intentos de aplicar una estadística de victorias por encima del remplazo en la oficina de la esquina.

Tal vez un hipotético líder sustituto de Alphabet haría un mejor trabajo que Sundar Pichai y por menos de 1100 millones de dólares en acciones y otras compensaciones que la empresa matriz de Google le ha pagado desde 2015, según el análisis de Equilar. Las juntas directivas no suelen tratar de indagar. A los directores ejecutivos se les paga lo que se les paga.

Permítanme profundizar en un par de cifras salariales de los directores generales. Calcular qué “se les paga” a los jefes corporativos es un ejercicio complicado y polémico. En algunos casos, la compensación de los jefes en el área de la tecnología es incluso mayor que las cifras alucinantes sugeridas inicialmente.

En 2011, cuando Cook asumió el cargo de Steve Jobs como director ejecutivo de Apple, la compañía se comprometió a darle hasta 28 millones de acciones, después de ajustar la división de acciones, durante la próxima década. En ese entonces, Cook encabezaba la clasificación anual del Times de los directores ejecutivos mejor pagados, basado en gran parte en el valor potencial de los 376 millones de dólares de esas acciones. Un experto calificó el premio de acciones de Cook como “histórico hasta tal punto que distorsiona las cifras”.

Pero Cook se llevaría a casa todas las acciones únicamente si se quedaba por 10 años y si el precio de las acciones de la empresa aumentaba más rápido que el de la mayoría de las otras grandes empresas. Entonces, ¿Qué pasará? Es probable que Cook recoja todas o casi todas las acciones y el lote final se entregará en agosto. Esas acciones, según un cálculo, ahora tienen un valor de 3500 millones de dólares, o casi 10 veces la cifra “histórica” de hace una década.

Las empresas suelen justificar el alto valor de los salarios de los ejecutivos al decir que los jefes son insustituibles y que solo se enriquecen cuando lo hacen los accionistas, porque se les paga sobre todo en acciones. La billetera de Cook ha engordado desde 2011 por el aumento del precio de las acciones de Apple, junto con la de cualquiera que haya comprado acciones de Apple.

Pero nuevamente, es difícil evaluar qué parte del desempeño financiero o bursátil de Apple es obra de Cook. Tal vez tú lo harías tan bien como Cook, al menos en un 80 por ciento, a una fracción del costo.

Apple no divulga directamente la cifra de los 3500 millones de dólares. Hice esa estimación de las declaraciones anuales de Apple a los accionistas. Equilar calculó que la compensación acumulada de Cook desde 2007, cuando era el director de operaciones de Apple, es de 1400 millones de dólares. La cifra de Equilar tomó en cuenta el valor de las acciones de Cook en cada año que se le entregó, no el valor actual de esas acciones. Como dije, hay muchas formas de segmentar la paga de los directores ejecutivos.

Las cifras pueden parecer estar a años luz (o un puñado de ceros lejos) de la situación financiera de la mayoría de las personas, pero también tienen un mensaje alentador para cualquiera que no tenga ni idea del dinero.

Zuckerberg encabezó la clasificación de Equilar sobre el pago a los directores ejecutivos a largo plazo, casi en su totalidad a partir de las opciones bursátiles sobre los 120 millones de acciones que Facebook le entregó poco después de la fundación de la empresa. Zuckerberg vendió alrededor de un tercio de esas acciones por 2300 millones de dólares más de un año después de que Facebook se hiciera pública. Si, en cambio, se hubiera quedado con esas acciones, ahora valdrían casi 14.000 millones de dólares.

Pero no pierdas el sueño preocupándote por la venta de acciones mal sincronizada de Zuckerberg, quien todavía tiene un valor de 124.000 millones de dólares.