Los chilenos Vidal y Bravo “hacen las paces” en Brasil después de tres años

Foto de archivo: El arquero del Manchester City, el chileno Claudio Bravo, participa en el juego que su club disputó contra el Chelsea en el estadio de Wembley, Londres, Reino Unido, 5 de agosto del 2018. REUTERS/Phil Noble

El controvertido Arturo Vidal y el capitán del seleccionado chileno, Claudio Bravo, sorprendieron al abrazarse tras un conflicto personal que los distanció desde la eliminación de Chile para el Mundial de Rusia-2018.

La ‘generación dorada’ enfilaba hacia la Copa del Mundo luego de arrebatarle dos veces la Copa América (2015, 2016) a Argentina. Pero el sueño se frustró y estallaron los problemas.

El quiebre entre los dos referentes se produjo tras la derrota 3-0 ante Brasil en el cierre de la clasificatoria sudamericana para Rusia-2018, debido a publicaciones en redes sociales de la esposa de Bravo. En el posteo, señalaba sin mencionarlo supuestas indisciplinas del ‘Rey’ Vidal.

Desde entonces, el ‘Rey’ y Bravo se mantuvieron distanciados por unos tres años hasta este miércoles, cuando se abrazaron ante sus compañeros en la concentración en Brasil, donde se encuentran para disputar la Copa América-2021.

Así se los ve en un video publicado en redes sociales, en el que el lateral Mauricio Isla acerca a sus compañeros para zanjar el problema. Entre risas, Vidal y Bravo muestran su reconciliación ante la cámara, para alivio de los hinchas de la Roja, también divididos por la disputa.

El técnico de Chile, Martín Lasarte, consideró ese acercamiento “el mayor gol” de los que han convertido sus dirigidos, al ser consultado en conferencia de prensa virtual.

El uruguayo se dijo “muy contento”, y celebró “que el grupo esté mancomunado” y que “una situación personal pueda allanarse, difuminarse, en función de que los objetivos grupales se busquen” sobre lo individual.

Hasta este torneo, los jugadores se habían cruzado en pocas ocasiones.

Tras la disputa, por el texto en el que la mujer acusaba de las derrotas a los “que se iban de fiestas”, empezaron meses duros para Bravo. El arquero sufrió una grave lesión de la que se recuperó antes de la Copa América-2019, pero el entonces entrenador Reinaldo Rueda lo dejó afuera.

El colombiano intentó resolver el tema sin éxito.

Vidal y Brasil volvieron a compartir vestuario en octubre de 2019, en una gira de la Roja por Europa en la que mantuvieron la distancia. Hasta entonces, abundaron los rumores sobre el rechazo de Vidal a la presencia del portero.

Ambos viajaron a Brasil en la misma sintonía. En Cuiabá, Vidal volvió a quedar en medio de un escándalo de indisciplina junto a algunos integrantes del equipo, tras romper las reglas de la organización al permitir el ingreso de un peluquero rompiendo la burbuja sanitaria.

Sin embargo, Bravo dio la cara por todos admitiendo el error en forma colectiva. Los jugadores parecen haber puesto fin a sus diferencias. AFP