Suspensión de la cuenta de un ministro aviva tensión entre India y Twitter

Archivo.

 

La suspensión de la cuenta en Twitter del ministro de Comunicación de la India, por cerca de una hora, avivó este viernes la tensión entre la plataforma en línea y Nueva Delhi, inmersos desde hace semanas en un intenso debate por una nueva norma para controlar los contenidos.

De acuerdo con el ministro de Comunicación, Ravi Shankar Prasad, el microblog le negó el acceso a su cuenta durante casi una hora alegando quejas de violación de la ley de derechos de autor al publicar vídeos de sí mismo en un programa de televisión.

“Twitter me negó el acceso a mi cuenta durante casi una hora con el supuesto motivo de que hubo una violación de la Ley de Derechos de Autor de EE.UU. y, posteriormente, me permitieron acceder a la cuenta”, publicó Prasad.

Las acciones de Twitter “indican que no son el presagio de la libertad de expresión que dicen ser, sino que solo están interesados en ejecutar su propia agenda, con la amenaza de que si no sigues la línea que trazan, te sacarán arbitrariamente de su plataforma”, añadió.

El incidente ocurre una semana después de que el Gobierno indio acusó a Twitter de incumplir “deliberadamente” la nueva legislación del país asiático para regular el contenido en línea, una ley que la red social ha calificado de una amenaza en potencia a la libertad de expresión.

Pero, “independientemente de lo que haga cualquier plataforma, tendrán que cumplir plenamente con las nuevas reglas y esto no estará sujeto a ningún compromiso”, indicó hoy el ministro después de que el acceso a su cuenta fuera restaurado.

La nueva legislación, anunciada el pasado febrero y que entró en vigor el pasado 26 de mayo bajo el nombre de Directrices sobre Intermediarios, se ha encontrado también con el rechazo de Whatsapp por considerar que quebranta la privacidad.

Las nuevas reglas obligan a eliminar rápidamente cualquier contenido ilegal y ayudar a investigar su origen, mientras que las redes sociales deben permitir la identificación del primer usuario que originó una información que se requiere para los fines de prevención, detección, investigación, enjuiciamiento o castigo de un delito.

Whatsapp ha denunciado que esto supondría un golpe a la privacidad y el fin del cifrado de sus mensajes, mientras que la legislación ha sido denunciada como un ataque a la libertad de expresión por parte del Gobierno del primer ministro, el nacionalista hindú Narendra Modi.

El incumplimiento de las nuevas normas pone a Twitter en peligro de perder la protección legal que acompaña a su estatus de intermediario, y ser considerado responsable de los contenidos que los usuarios publican en su plataforma. EFE