Biden envió una carta al presidente Abdo por los paraguayos desaparecidos en Miami

El presidente de EE.UU., Joe Biden. Evan Vucci / AP

 

 

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, envió este lunes una carta a su homólogo de Paraguay, Mario Abdo Benítez, por la desaparición de seis paraguayos, cinco de ellos familia política del mandatario, en el derrumbe de un edificio en Miami el pasado jueves.

Por Infobae 

Abdo Benítez recibió la misiva de manos de la subsecretaria de Estado de EEUU, Victoria Nuland, quien visitó este lunes Asunción en una visita oficial.

“El presidente Biden envió una carta muy emotiva al presidente de la República, que le entregó personalmente la señora subsecretaria de Estado”, dijo el canciller de Paraguay, Euclides Acevedo, en una conversación con los medios este lunes.

Los seis desaparecidos son Sophia López-Moreira, hermana de la primera dama, Silvana López-Moreira; su marido, el empresario, Luis Pettengill, sus tres hijos menores de edad, y Lady Luna Villalba, la niñera de 23 años que viajó a Miami con la familia Pettengill López-Moreira.

Acevedo recordó que todos “siguen en la categoría de desaparecidos” y, por el momento, no hay más noticias sobre ellos.

El canciller señaló que Nuland tiene la misma información que las autoridades paraguayas, que es la que ofrecida “por la Alcaldía del condado de Miami-Dade, lo que dicen los rescatistas y los especialistas”.

Los seis paraguayos se encuentran desaparecidos desde el jueves, cuando se derrumbó de forma parcial un edificio 12 plantas de Surfside (Miami-Dade), en el que la familia López-Moreira poseía un departamento.

Abdo Benítez suspendió su agenda durante el jueves y el viernes, y la primera dama llegó el viernes a Miami para seguir desde el lugar los avances de las tareas de rescate.

Los familiares de Lady Luna Villalba recibieron pasajes para viajar a Estados Unidos, según informó la Cancillería, aunque la familia prefirió quedarse en Paraguay.

No obstante, un hermano de la joven que regresó de Argentina se sometió a un test de ADN requerido por las autoridades estadounidenses para las labores de rescate.

Hasta el momento, el número de víctimas mortales en el derrumbe se sitúa en diez, con 151 desaparecidos y 135 localizados con vida, según las cifras oficiales.