OMS considera fundamental fortalecer agencias regulatorias de salud en Latinoamérica

EFE/EPA/MARTIAL TREZZINI/Archivo

 

 

Las agencias regulatorias son pieza clave para asegurar un acceso equitativo y oportuno para medicamentos de calidad y eficaces, y por ello es “fundamental” su fortalecimiento en Latinoamérica, aseguró este lunes Jarbas Barbosa, subdirector de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“El fortalecimiento de los sistemas regulatorios en la región es fundamental pues estos son pieza clave para asegurar el acceso equitativo y oportuno para medicamentos de calidad y eficaces”, expresó Barbosa durante el simposio internacional “La regulación sanitaria en un mundo pos-covid-19”, realizado en Ciudad de México.

Aseguró que la covid-19, que ha dejado casi 4 millones de muertes en el mundo, ha obligado a los sistemas regulatorios “a intensificar el diálogo para garantizar la seguridad, la calidad, la eficacia y el acceso a productos en entornos nacionales”.

Señaló que la pandemia ha mostrado la ventaja de utilizar otras agencias regulatorias para fortalecer los sistemas de salud y aumentar su eficiencia, sobre todo en los referente a las vacunas y los medicamentos.

Y refirió la importancia de que existan más entes regulatorios con reconocimiento a nivel mundial en la región.

En ese sentido, Jorge Alcocer, secretario de Salud de México, explicó que en el continente americano, de la treintena de países que lo conforman, solamente 8 tienen agencias regulatorias certificadas.

“Es necesario no solo adoptar mejores prácticas, sino apoyar a otras agencias a que puedan contar con esta certificación”, afirmó.

Señaló que para ello se requiere tener una mayor solidaridad y buscar trabajar en conjunto con otros países en temas como recolección de datos, recabar evidencia y ponerla a disposición de los sistemas de salud para reforzar los sistemas regulatorios en la región.

Respaldo a Cofepris

Cristian Morales, representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS/OMS) en México, ofreció su respaldo a la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) para que en 2022 apruebe la evaluación y mantenga la certificación como agencia reguladora nivel 4, el más alto reconocido para entes regulatorios, en la región de las Américas.

Exaltó la decisión que el país tomó en 2019 para asumir la farmacovigilancia que hasta entonces se encontraba en manos de la industria farmacéutica y señaló que, a pesar de las presiones, se ha ponderado la protección de la gente y la garantía de productos de calidad que pueden utilizarse en el país.

Resaltó que las decisiones de la Cofepris pueden servir de base para otros países con esquemas regulatorios de menor desarrollo y planteó que esta entidad mexicana podría resultar un referente para la región.

En tanto, la jefa de Gobierno de Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, se pronunció en favor de que las agencias regulatorias sanitarias se involucren en la prevención de enfermedades.

“Las agencias regulatorias no deberían ser solo una autoridad regulatoria en medicamentos sino en lo que se refiere a la salud y ver a esta como un gran derecho universal”, puntualizó.

Asimismo, agregó, estos entes deben mantener su independencia y autonomía, además de actuar con gran honestidad y alejados de intereses o visiones mercantilistas.

EFE