La final de la Copa América podría tener público en las tribunas

Una vista general del Estadio Maracaná en Río de Janeiro, Brasil, el 2 de junio de 2021. | Foto: Pilar Olivares / Reuters

 

La final de la Copa América que tendrá como protagonistas a Brasil y Argentina el próximo sábado 10 de julio en el Estadio Maracaná tendrá un condimento especial: Conmebol trabaja a contrarreloj para terminar de cerrar las últimas autorizaciones para tener la presencia de un aforo reducido con tickets que serán designados especialmente a invitados que cumplan con el protocolo sanitario.

Por Infobae

Según pudo saber Infobae, no habrá venta de entradas pero sí habrá un cupo tanto para tickets de protocolo como para público en general. Mientras se definen los últimos detalles y se afinan las palabras finales con las autoridades pertinentes para autorizar este procedimiento, se especula con que las invitaciones se podrán destinar con libertad a espectadores que definirán ambas selecciones.

El requisito, básico por estos tiempos de pandemia, será que los que ingresen a la cancha tengan el protocolo del test PCR negativo habitual en todas partes del mundo. Todavía no hay precisiones sobre la cantidad de tickets que estarán disponibles, pero la cifra podría ascender hasta los 5 mil espectadores.

Durante las primeras horas de este jueves, el diario brasileño OGlobo había anticipado que la ciudad de Río de Janeiro estaba evaluando este pedido que presentó la Conmebol. La solicitud llegó hasta la Secretaría de Salud Municipal que será uno de los organismos que tendrá que dar el visto bueno en las próximas horas junto con la Prefeitura do Rio.

Este mismo medio aclara que en enero de este año se permitió un aforo del 10% en el Maracaná (alrededor de 7 mil personas), pero sin venta de entradas por lo que sólo ingresaron invitados y acreditados. El decreto estatal estipuló, por entonces, las medidas restrictivas: PCR negativo, uso obligatorio de mascarilla y control de temperatura. El periódico detalló que Río de Janeiro el 48% de la población total ya recibió la primera dosis de la vacuna o fueron inoculados con una de dosis única. El porcentaje con dos dosis es del 16,9%.

La final de la Copa Libertadores entre Santos y Palmeiras que se celebró en el Maracaná en enero de este año tuvo público en las tribunas porque “Río de Janeiro habilitó 2.000 invitaciones gratuitas para que disponga cada club”, según afirmó por entonces Gonzalo Belloso, secretario general adjunto de Fútbol y director de Desarrollo de la Conmebol.

El encuentro se desarrollará el próximo sábado desde las 21 y, en caso de confirmarse este pedido de la Conmebol, será el único de todo el torneo con público en las tribunas. Cabe destacar que Brasil se convirtió en organizador de emergencia del torneo luego de que Argentina y Colombia, los anfitriones originales, quedaran descartados en medio de complicaciones sanitarias y sociales.