El BCV ha incurrido en costos millonarios para imprimir billetes inservibles por la inflación

Un hombre sostiene el nuevo billete de quinientos mil bolívares después de salir de un banco en Caracas el 15 de marzo de 2021. – El Banco Central de Venezuela (BCV) informó a principios de este mes que estaba introduciendo tres nuevos billetes, que en conjunto valen menos. de un dólar al tipo oficial, en medio de una inflación imparable. (Foto de Federico PARRA / AFP)

 

 

 

Ante una posible tercera reconversión monetaria, donde se eliminarían seis ceros a la moneda, el economista Manuel Sutherland considera que el régimen de Nicolás Maduro ha tardado en llevar a cabo esta medida, y que actualmente ya no es viable realizar pagos en grandes cantidades, como por ejemplo de 10 dólares que equivalen a 32.000.000 de bolívares, así lo reseñó Banca & Negocios.

La tercera reconversión en 10 años implicará quitarle seis ceros a la moneda, lo que en términos acumulados, sería quitarle 14 ceros desde el año 2008, y esto nos pondría a la cabeza como uno de los conos monetarios que mayor inflación ha sufrido en el mundo”, destacó Sutherland.

Explicó además que la reconversión monetaria se hace por motivos contables, facilidad para transferencias, simplificación de pagos y cancelación de trámites, por lo que cree que el Ejecutivo se puede “aventurar” a sacar unos nuevos billetes junto con una familia de monedas para el pago de céntimos, lo que implica un costo y una perdida para la nación por la impresión de estas piezas que terminan en desuso rápidamente por la hiperinflación.

Lo que se desea es que ésta reconversión monetaria venga con un completo plan de estabilización macroeconómica que pueda atajar la inflación, porque si no, en menos de uno o dos años, se tendrá que hacer una nueva reconversión, causándole grandes perdidas económicas a la nación”, precisó.

El también director del Centro de Investigación y Formación Obrera (CIFO) se refirió aparte a los tres nuevos billetes que emitió el Banco Central de Venezuela en el mes de marzo, y manifestó que, por lo que pudo conocer, el ente los iba a distribuir el año pasado cuando tenían un monto verdaderamente significativo; sin embargo, no fue posible por problemas de importación a causa de las sanciones y, al momento de incorporarlos al cono monetario actual, su valor era menos de un dólar, lo que evidencia una falta de planificación y seriedad en las políticas monetarias por parte del Ejecutivo.

El economista Manuel Sutherland detalló que cuando se hizo la reconversión monetaria en el 2008 y se le quitaron tres ceros a la moneda, el billete de mayor poder de compra era el de 100 bolívares y equivalía a 44 dólares, con un costo de 10 centavos de dólar por cada billete emitido.

La hiperinflación hizo que este billete perdiera su valor y aún así, el BCV lo siguió imprimiendo y se distribuyeron alrededor 7.000 millones de piezas que, calculados a 10 centavos de dólar, equivale a 700 millones de dólares que se perdieron y que actualmente representa el 14% de las reservas internacionales.