Donnarumma reveló por qué no festejó su atajada en el último penal ante Inglaterra

Donnarumma fue elegido como el mejor jugador de la Eurocopa (Reuters)

 

Italia conquistó la Eurocopa por segunda vez en su historia al vencer a Inglaterra en una definición por penales después de que el duelo acabara 1-1 tras una prórroga. Gianluigi Donnarumma se lanzó hacia su izquierda para atajar el penal decisivo, ejecutado por Bukayo Saka y decretó el final del encuentro disputado en Wembley que privó al combinado anfitrión de poder festejar el título que sigue sin poder ganar.

Por Infobae

Una de las imágenes más curiosas de la gran final se vio justamente cuando el arquero italiano le tapó el tiro al británico de 19 años y ni siquiera lo celebró. Mientras sus compañeros corrían hacia él, las cámaras de la transmisión oficial lo enfocaron en una postura casi inmutable, inusual para alguien que acababa de coronarse. Dos días después de ese logro, el ex jugador del Milan explicó el porqué de su reacción.

“No celebré el penal porque no me di cuenta de que habíamos ganado”, condesó en diálogo con Sky Sports Italia. Incluso, Donnarumma reconoció que en el tiro anterior, cuando su compañero Jorginho falló, creyó que todo había concluido: “Pensé que habíamos perdido, pero en cambio tuve que continuar”.

Si bien es cierto que no es usual que en los primeros cinco penales un equipo falle tres y otro dos, cuesta comprender que un profesional como él no haya podido llevar la cuenta. Al parecer los nervios lo confundieron. “Ahora, con el VAR, siempre miran tus pies porque no puedes estar delante de la línea, así que me volví hacia el árbitro para ver si todo estaba bien. Entonces vi a mis compañeros venir hacia mí y todo empezó desde allí. ¡No entendía nada!”.

Obviamente, después de advertir que su tapada había consagrado a su equipo, se abrazó con el resto de los jugadores y comenzó una serie de festejos que iniciaron en el campo de juego y culminaron el lunes en una recorrida en autobús de todo el plantel por las calles de Roma junto a miles de personas.

Donnarumma, que también le tapó un tiro a Jadon Sancho en la tanda, fue nombrado como el Jugador del Torneo siendo esta la segunda ocasión que un arquero recibe el premio. El anterior había sido Peter Schmeichel, pieza clave de Dinamarca en el título de 1992.

El ex arquero del Milan es agente libre en este momento ya que terminó su contrato con el cuadro italiano en plena Eurocopa y aún no se ha unido a ningún equipo. Todo parece indicar que será refuerzo del París Saint-Germain (PSG) a donde arribará para pelear el puesto con el costarricense Keylor Navas y compartirá vestuario con estrellas como Kylian Mbappé, Neymar y Sergio Ramos, entre otros.