Aristeguieta Gramcko propone activar la “Doctrina Betancourt” para lograr el cambio en Cuba

Enrique Aristeguieta Gramcko, Presidente de Gran Alianza Nacional

 

Enrique Aristeguieta Gramcko, quien perteneció a la Junta Patriótica que derrocó a Marcos Pérez Jiménez, expresó su más decidido apoyo al mensaje difundido este martes por el Secretario General de la OEA, Luis Almagro, respecto a la horrenda represión que lleva a cabo el régimen cubano en contra ciudadanos desarmados que solo claman por su libertad.

Aristeguieta Gramcko manifestó su indignación a través de su cuenta de Twitter: “Es asombrosa la indiferencia -¿o cobardía?- de las democracias del mundo frente a los atropellos cometidos con descaro por los regímenes totalitarios de izquierda”, refiriéndose a la represión que actualmente se desarrolla en Cuba, Bolivia, Nicaragua y Venezuela, ante a la mirada indiferente de los gobiernos democráticos.

El líder histórico venezolano propuso “la conformación de una alianza internacional de todos los sectores democráticos, para enfrentar conjuntamente la amenaza del totalitarismo comunista, que busca destruir nuestras naciones y acabar con las libertades”.

Para finalizar, Aristeguieta sugirió como una primera medida para activar dicha alianza, la ruptura de relaciones de todos los gobiernos democráticos con el régimen cubano. Para fundamentar su punto de vista, explicó que los antecedentes históricos de esta medida se encuentran en la “Doctrina Betancourt”, una doctrina de política exterior promovida por el entonces presidente de Venezuela, Rómulo Betancourt, que establece la ruptura de relaciones diplomáticas con gobiernos dictatoriales.

NP.