La historia de alias “Don Lucho”, el poderoso capo “invisible” asesinado en Bogotá

En horas de la mañana de este viernes, 16 de julio, dos personas fueron asesinadas en el barrio Pablo VI de Bogotá.

 

En la mañana de este viernes 16 de julio en una plazoleta del área comercial del barrio Pablo VI, en la localidad de Teusaquillo, sicarios dispararon contra dos hombres que se encontraban en el sector de la Fuente, y resultaron muertas.

Por infobae.com

Las autoridades al identificar a las víctimas encontraron que uno de los hombres era Luis Agustín Caicedo Velandia, reconocido narcotraficante conocido con el alias de “Don Lucho”, quien durante 20 años desempeñó un papel importante en el tráfico de drogas en la región de los Llanos Orientales.

InSight Crime, fundación dedicada al estudio del crimen organizado, reveló que este sujeto pertenecía a los denominados “invisibles” del narcotráfico de Colombia.

La fundación detalló que el ‘narco’ entró al mundo criminal en 1994 y en Estados Unidos también afirman que su carrera criminal se remonta por lo menos a mediados o finales de la década de los 90, cuando llegó a convertirse en elemento clave de una organización criminal conocida como el ‘cartel de El Dorado’, ‘El Cartel de Bogotá’, o simplemente ‘La Junta’, en la que ‘Don Lucho’ era experto en logística.

Según El Tiempo, este capo cayó en abril de 2010 en Argentina, en donde se movía con una identidad falsa: ciudadano guatemalteco que respondía al nombre de Carlos José Martínez Castañeda. Desde 2008 Estados Unidos había pedido su captura, y a ese país fue extraditado desde Argentina. En el país norteamericano se declaró culpable de cargos de narcotráfico y purgó 10 años de cárcel como condena.

“El capo, principalmente mediante conexiones con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) y las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), organizaba el procesamiento, la producción y la entrega de la cocaína a los grupos de transportistas en las costas del norte y el oeste de Colombia, para luego coordinar el transporte de las drogas a través de rutas marítimas a Centroamérica, para hacerlas llegar a traficantes mexicanos encargados de ingresarlas a Estados Unidos, o bien a través de Venezuela y el Caribe con destino a Europa”, señaló en su investigación InSight Crime.

La relación de ‘Don Lucho’ con Daniel Barrera Barrera, alias ‘El Loco’

Caicedo Velandia era considerado el jefe de Daniel, alias ‘El Loco Barrera’. La relación se formó en 2000 y traficó droga con este criminal que contaba con una vasta red de colaboradores para dirigir una de las mayores redes de narcotráfico de Colombia desde la caída de Pablo Escobar.

“Algunos funcionarios antidrogas estadounidenses creen que tanto ‘Don Lucho’ como ‘El Loco’ tenían sus propias redes sofisticadas de tráfico, las cuales trabajaban codo a codo, a la vez que respetaban sus operaciones mutuamente. Como señores feudales, sabían que las alianzas eran necesarias para luchar contra las fuerzas de seguridad y las invasiones de otros grupos del crimen organizado”, describió InSight Crime.

Se le considera un “invisible” porque el nombre de ‘Don Lucho’ no solía figurar en los titulares de noticieros antes de que lo capturaran en 2010 en un operativo entre la Administración para el Control de Drogas de Estados Unidos y fuerzas de seguridad argentinas. Cayó en un centro comercial de Buenos Aires y se declaró culpable de cinco cargos de tráfico de drogas.

En las sombras de cualquier forma, según la policía española, ‘Don Lucho’ administró durante años un negocio de drogas bastante rentable, que contaba con una facción de lavado de dinero que se extendía hasta España y lavó más de US$1.000 millones del narcotráfico entre 2005 y 2009.

Según El Tiempo, fue tan grande el negocio de narcotráfico y lavado de dinero dirigido por este capo que está en los Guinness World Records como la persona que, se cree, tuvo la mayor operación conocida de lavado de dinero en el mundo.

Información publicada por el diario El Espectador en 2012, reveló que este capo entregó US$114 millones al Gobierno colombiano y colaboró con la justicia estadounidense. El 30 de enero de 2019, alias ‘Don Lucho’ salió de la cárcel de Nueva York y regresó a Colombia, encontrando la muerte este 16 de julio, en el barrio Pablo VI.

La agencia de investigación InSight Crime agregó sobre este criminal que lograba sacar su cocaína directamente desde ciudades portuarias clave en el Pacífico, como Tumaco, o bien a través de Venezuela y el Caribe con rumbo a Europa, o de Centroamérica y México hacia Estados Unidos. Incluso, parece que llegó a operar desde Argentina, donde finalmente fue arrestado.