Pediatras de EEUU piden que los niños usen mascarilla en las escuelas aunque estén vacunados

Foto: Noticias Telemundo

 

Los CDC no recomiendan el tapabocas a los menores inmunizados, pero la Academia Estadounidense de Pediatría considera que las escuelas tendrán problemas para determinar quién está vacunado y quién no, así que piden que todos lo usen. La Academia Estadounidense de Pediatría (AAP, por sus siglas en inglés) recomendó este lunes que todos los niños mayores de 2 años usen mascarillas al regresar a las escuelas en otoño, independientemente de si han sido vacunados o no.

Por Noticias Telemundo 

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) dijeron sin embargo este mes que los estudiantes vacunados no tienen que llevar máscaras en las aulas.

La AAP indicó que el uso universal de cubrebocas es necesario porque gran parte de la población estudiantil no está vacunada y para los centros educativos es difícil determinar quién lo estará a medida que surjan nuevas variantes del coronavirus que podrían propagarse más fácilmente en los niños. “La combinación de capas de protección que incluyen vacunas, mascarillas e higiene de manos limpias hará que el aprendizaje en persona sea seguro y posible para todos”, indicó la AAP, que pidió también el uso de mascarillas a maestros y personal educativo independientemente de que estén vacunados. Los niños mayores de 12 años ya son elegibles para las vacunas contra el COVID-19 en Estados Unidos, y que la FDA anunció la semana pasada que podría autorizar de emergencia las vacunas para menores de 12 años a principios o mediados del invierno.

El uso universal de mascarillas también protegerá a los estudiantes y al personal de otras enfermedades respiratorias que podrían obligarles a quedarse en casa hasta recuperarse, dijo la AAP. La recomendación de los pediatras no modifica la orientación para los menores de 2 años, que estipula que es peligroso que los recién nacidos y los bebés lleven mascarillas porque pueden suponer un riesgo de asfixia, además de que pueden intentar quitársela, lo que en realidad aumenta sus posibilidades de contraer el virus.