Régimen ruso condenó a un año de casa por cárcel a una doctora que brindó atención médica a Navalny

Anastasia Vasílieva, médico que supervisa la salud de Navalny

 

 

 

Un tribunal moscovita condenó hoy a Anastasia Vasílieva, responsable de la Alianza de Médicos y una de las doctoras que atiende al encarcelado Alexéi Navalny, a un año de restricción de su libertad por haber llamado a los rusos a participar en las manifestaciones en favor del líder opositor ruso.

“El juez finalmente anunció el veredicto de Anastasia. Un año de restricción de libertad”, señaló su equipo en la cuenta de Twitter de la médica.

“No puede salir de casa entre las 22.00 y las 06.00, no puede salir de Moscú y tampoco puede participar en eventos públicos”, indicaron los abogados de la oftalmóloga.

Además, debe comparecer ante las autoridades supervisoras dos veces cada mes.

La médica recurrirá la sentencia sobre el llamado “caso sanitario”, según su equipo.

El denominado “caso sanitario” fue abierto en enero pasado tras las multitudinarias protestas no autorizadas en las calles rusas para pedir la liberación de Navalny.

La Fiscalía afirma que los acusados promovieron las manifestaciones y provocaron por ende a la gente a violar las normas sanitarias y epidemiológicas.

Los acusados en el caso son: Oleg Stepánov, que era el coordinador de la oficina moscovita de Navalny; la número dos del opositor, Liubov Sobol; Vasílieva; y el hermano del encarcelado activista anticorrupción, Oleg.

También la secretaria de prensa de Navalny, Kira Yarmish, el jefe de campaña del opositor en Moscú, Nikolái Liaskin, el diputado municipal Dmitri Baranovski, y la miembro del grupo punk Pussy Riot, María Aliójina y Lusya Stein.

Algunos de los colaboradores más cercanos del líder opositor condenados en este caso abandonaron el país por la persecución judicial, como Yarmish (1,5 años de libertad restringida) y Sobol (1,5 años de libertad restringida).

EFE