China vuelve a recortar cuotas de importación de petróleo a las refinerías independientes

Las refinerías independientes de China son conocidas como “Teapots” (teteras) y constituyen el 20% de la capacidad total de refinación de China / Foto Natalie Behring – Bloomberg

 

Beijing recortó las cuotas de importación de petróleo crudo para refinerías independientes durante el resto del año en la última medida para frenar su creciente influencia en el mercado petrolero, informó Reuters , citando fuentes de la industria.

Por Irina Slav para Oilprice | Traducción libre del inglés por lapatilla.com

Según el informe, las últimas cuotas de importación de crudo para los independientes es de 14,89 millones de toneladas. Esto eleva el total del año a 177,14 millones de toneladas, que se compara con 184,55 millones de toneladas para 2020.

Normalmente, esta sería una noticia fuertemente bajista para el petróleo . Pero están sucediendo tantas cosas para los alcistas que es probable que el efecto de lo que equivale a una disminución futura de las importaciones de petróleo chino sea temporal.

Se concedieron cuotas de importación a un total de 16 refinerías independientes, y la mayor a Hengli Petrochemical. Sin embargo, al mayor operador de refinería privada, Zhejiang Petrochemical Co, no se le otorgó una cuota de importación para su instalación de 800.000 bpd.

Las importaciones de petróleo crudo de China durante los primeros nueve meses del año cayeron un 6,8 por ciento con respecto al mismo período de 2020, y las importaciones de septiembre cayeron más del 15 por ciento respecto al año anterior.

La represión de Beijing contra la industria privada de refinación fue una de las razones detrás de esta disminución de las importaciones, ya que el gobierno abordó el suministro excesivo de combustible, gran parte del cual provenía de teteras. También se formularon acusaciones de violación de la ley ambiental y evasión de impuestos contra algunas refinerías independientes. Además, Beijing ordenó a las refinerías estatales que dejaran de negociar sus cuotas de importación con sus pares privados.

Sin embargo, al abordar las teteras, Pekín tiene problemas para asegurar suficientes suministros de energía para el invierno en medio de los crecientes precios del gas y el carbón. Se han emitido pedidos para impulsar la producción nacional de carbón y China también está aumentando sus suministros de gas. También está cambiando su lista de prioridades, con la descarbonización siendo superada por la seguridad energética.

“La seguridad energética debe ser la premisa en la que un sistema de energía moderna está construida, y la capacidad de auto-suministro de energía debe ser mejorado”, Li Keqiang dijo en un comunicado a principios de esta semana.