Académicos del Táchira exigen apertura de la frontera colombo-venezolana

Francisco Sánchez, especialista en Frontera y la profesora del Centro de Estudios Frontera e Integración, Ana Marlenia Bustamante / Corresponsalía lapatilla.com

 

 

 

Académicos del Táchira a través de un documento con acceso público que ha sido firmado por diversos sectores de la sociedad civil, exhortan a los diversos entes gubernamentales a mantener la frontera del Táchira abierta.

Por Anggy Polanco / Corresponsalía lapatilla.com

El doctor Francisco Sánchez, especialista en Frontera, explicó que el tema fronterizo tiene que ir más allá de los efectos de una campaña electoral, por tanto indicó que debe existir una política de estado que señale que la línea limítrofe siempre debe estar abierta.

“Venezuela se salió de la Comunidad Andina en el año 2006, por una decisión arbitraria e inconsulta, por decisión del presidente Chávez. Nosotros no debimos salir de allí”, expresó el académico, en vista de que la suscripción a la Comunidad Andina permitía la movilidad de personas y mercancías.

Sin embargo, Colombia siempre será el vecino de Venezuela, los pasos deben permanecer abiertos para el tránsito de mercancías de forma legal, además porque entre el Departamento Norte de Santander y Táchira existen hasta lazos familiares y de integración entre las personas. Detalló que a los pueblos de San Antonio y Ureña, lo único que medio los mantiene vivos en el tránsito migratorio.

 

 

Los peores efectos que han dejado seis años de cierre de frontera son los impedimentos de hacer uso de los puentes, lo que ha desencadenado la violencia en la zona, el incremento de delito de trata de personas, incremento del sufrimiento de mujeres y niñas por tener mayor carga de vulnerabilidad al transitar por las trochas, precisó Sánchez.

Señaló que el narcotráfico transcurre sin control y el comercio solo se explica por canales irregulares. La profesora del Centro de Estudios Frontera e Integración, Ana Marlenia Bustamante, refirió que la frontera es la vida y al mismo tiempo la debilidad de Norte de Santander y Táchira.

Comentó que 3.6 millones de personas que han migrado a través de la frontera tachirense, no les ha importado cómo pasan y cuáles limitaciones se someten, al punto de perder la vida, por lo que no se puede permitir ser sólo testigos de tal crueldad.

El documento que recoge los pro y contra de la frontera que implementaron los académicos especialistas con relación al tema fronterizo, se tiene previsto que sea enviado a diversas organizaciones internacionales, organizaciones políticas y entes gubernamentales, a fin de que se tomen en cuenta políticas que beneficien a las personas que residen en ambos lados de la frontera, que, a fin de cuenta son las más afectadas.