La tecnología que usará Starship de SpaceX para llevar humanos al espacio en 2022

SpaceX tiene pensado enviar personas a Marte a inicios de 2022 con su nave espacial Starship. (foto: Hipertextual)

 

El multimillonario Elon Musk, propietario de la empresa SpaceX, seleccionada por la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA) para el regreso de los norteamericanos a la Luna, anunció hoy que el megacohete Starship realizará su primer vuelo orbital en enero o febrero del año 2022. La nave espacial ya ha realizado varios vuelos suborbitales, y Musk espera que la autorización del Regulador Federal de Aviación Civil (FAA) de EE. UU. llegue a finales de este año.

Por: Infobae

La NASA eligió la nave espacial para convertirse en el módulo de aterrizaje utilizado como parte de su programa Artemis para regresar al único satélite natural de la Tierra. La nave mencionada anteriormente necesitará orbitar la Luna y enviar astronautas desde la superficie lunar, no antes del año 2025.

SpaceX ha establecido una fábrica para producir copias a gran escala de Starship. “Creo que vamos a necesitar 1.000 naves o algo así para convertirnos en multiplanetarios”, dijo Musk. En este sentido, consideró que la creación de una línea de producción en masa de Starship era esencial para los objetivos a largo plazo y dijo que la “mayor limitación” en la producción actual es la velocidad de construcción de los motores Starship Raptor.

Tecnología de la nave espacial Starship de SpaceX

El programa Artemis, lanzado bajo la administración Donald Trump, tenía como objetivo regresar a la superficie lunar en 2024, pero un déficit presupuestario para financiar el sistema de alunizaje hizo retroceder ese objetivo.

Elon Musk lleva años desarrollando el diseño de naves espaciales; los planes a largo plazo del empresario multimillonario es poblar ir a Marte con personas. Por ahora, sin embargo, servirá como un módulo de aterrizaje en la Luna que transportará a los astronautas desde una órbita lunar a la superficie del satélite.

Starbase, la estación espacial en Texas. (foto Xataka)

Una cabina espaciosa y dos cámaras de descompresión permitirán a los astronautas embarcarse en sus paseos por la Luna, eso sí, es muy diferente al módulo lunar esquelético (ML) que llevó a 12 hombres a la Luna con el programa estadounidense Apollo entre 1969 y 1972.

“El objetivo general de SpaceX ha sido hacer avanzar la tecnología espacial de modo que la humanidad pueda convertirse en una especie multiplanetaria y, en última instancia, en una civilización espacial”, explicó Elon Musk.

Aunque la empresa estadounidense de fabricación aeroespacial tiene un contrato de 2.900 millones de dólares con la NASA para enviar astronautas a la luna, Musk insiste en que la empresa no participa en asociaciones internacionales ni recurre a financiación externa.

Componentes de la nave Starship

Starship consta de dos elementos: una nave espacial llamada Starship y un refuerzo de primera etapa gigante conocido como Super Heavy. Ambos serán completamente reutilizables y ambos serán impulsados por Raptors: 6 para el Starship final y 29 para Super Heavy.

Destinado al primer ensayo orbital, el prototipo SN20 eventualmente tendrá seis Raptors: tres estándar y tres de vacío. SpaceX está preparando el vehículo para la esperada prueba de vuelo orbital, una novedad para el programa Starship.

Los prototipos se han lanzado antes, pero esos eran vehículos de tres motores (como máximo) que alcanzaron una altitud máxima de aproximadamente 10 kilómetros. SN20 y un Super Heavy conocido como Booster 4 se lanzarán desde la Starbase en Texas.

El propulsor hará un amerizaje oceánico en el Golfo de México, a unos 32 kilómetros del sitio de lanzamiento. Pero SN20 llegará hasta la órbita, si todo va de acuerdo con el plan y finalmente, aterrizará en la isla hawaiana de Kauai.