A falta de agua, el “pozo de la felicidad”: en Margarita solventan la sequía con una fosa clandestina

Unas 500 familias en el barrio Achipano de Margarita solventan la sequía con agua de pozo

 

 

 

 

El pozo de la felicidad“, así llaman los habitantes de la popular comunidad Achipano, ubicada en la ciudad de Porlamar en Nueva Esparta, una perforación profunda que les está suministrando el recurso hídrico, ya que es la única solución que para el momento existe ante la sequía que reina en toda la isla de Margarita.

Lisbeth Miquilena // La Patilla

La falta del servicio de agua es cada vez más preocupante, puesto que el ciclo de distribución nunca se redujo como lo prometió el excandidato a la gobernación por el Psuv, Dante Rivas. Actualmente llega el agua cada 45 días.

Frente a esta situación, los habitantes de Achipano lograron habilitar un pozo en la zona, pero no todo es color de rosa. “Me levanto a las 1:00 de la madrugada para poder agarrar agua clarita, porque ya después de las 6:00 de la mañana llegan los niños de la zona a bañarse allí y ya el agua no nos sirve para tomarla, porque es la que consumimos todo el tiempo“, manifestó Francisco Astudillo.

Esta rutina es similar para el resto de los habitantes de Achipano.

José Gregorio Alegre es otro padre de familia que también debe madrugar en busca del recurso hídrico. “Salgo muy temprano con los recipientes en busca de agua en el pozo, para por lo menos lavar la ropa, los platos, los baños y bañarnos. Es la única forma de tener agua en casa, porque por tubería llega si acaso cada 45 días“, comentó.

A esta sequía se suman otros problemas como la pésima vialidad, lo que trae como consecuencia la falta de transporte público. El alumbrado también es nulo y, por ende, reina la inseguridad. Los habitantes se sienten sumidos en un mar de problemas de nunca acabar, a la espera de que las nuevas autoridades municipal y regional puedan solventar esta situación.