En Cabudare terminan el año entre ratas, moscas y gusanos: la alcaldía chavista nada hace por recoger la basura

 

A pesar de la elección de nuevas autoridades chavistas en Cabudare, municipio Palavecino del estado Lara, el problema de los desechos sólidos sigue causando dolores de cabeza en la gente.

Por Corresponsalía

Vertederos improvisados en las principales calles y avenidas evidencia la falta de voluntad o ineptitud para crear un esquema de recolección de basura que permita mantener una ciudad libre de residuos.

En las avenidas El Placer y La Montañita en toda su extensión, se perciben montones de basura, lo que las hace lucir como el propio vertedero las 24 horas del día.

 

 

Carmen Suárez, habitante del sector Las Mercedes, manifiesta que el servicio de recolección de basura es pésimo. “Realmente no pegamos una. Han pasado innumerables gestiones de alcaldes chavistas por este municipio y pareciera que todos tuvieran el mismo chip de no recoger la basura”.

Agregó que es triste y deprimente ver como en cualquier mes del año persiste y se mantienen montones de basura con la consecuente proliferación de moscas y enfermedades que se generan por tantos desperdicios en la vía.

 

 

Los habitantes del sector hacen un llamado al recién electo alcalde chavista Dervi Guédez, para que fije un cronograma de recolección de desechos sólido en la zona, así como también un desmalezamiento profundo en las vías, con el fin de cumplir con la promesa bandera de su campaña electoral, y que Mirna Víes, su antecesora, tampoco cumplió.

“La situación de la basura en Cabudare es un cuento de nunca acabar. A falta de un programa de recolección continuo y eficiente, hacen que estos desperdicios pasen mucho tiempo tirados en las calles, lo que favorece la proliferación de gusanos, ratas, moscas y atraen a los que ya se observan en cualquier rincón del país, venezolanos que hurgan entre la basura”, indicó Suárez.