¿La Biblia miente sobre el Arca de Noé? Secretos revelados al descifrar una escritura de hace cinco mil años

Inscripción en cuneiforme, la escritura más antigua.

 

 

 

“Sostener una tableta que fue escrita hace miles de años y poder leer lo que dice es una sensación increíble”, señala la doctora Christina Tsouparopoulou del Departamento de Arqueología, Universidad de Cambridge. Así lo reseñó BBC Mundo.

“Es una forma de viaje en el tiempo: te catapulta miles de años atrás y te pone directamente en los zapatos de alguien que vivió tantos años antes que nosotros”, dice la doctora Selena Wisnom, del Departamento de Arqueología e Historia Antigua, Universidad de Leicester.

La forma más antigua conocida de escritura se llama cuneiforme. Utilizada por primera vez hace más de 5.000 años, se cree que es anterior a los jeroglíficos egipcios.

Varias sociedades que vivían en Mesopotamia usaron el cuneiforme como su sistema de escritura, incluidos los sumerios y los acadios.

Prensadas sobre arcilla, las tabletas cuneiformes son increíblemente duraderas, son literalmente ignífugas, pero durante miles de años, nadie podía traducirlas.

Después de mucho ensayo y error, la escritura cuneiforme finalmente fue descifrada en el siglo XIX.

Lo que revelaron fue extraordinario.

“Una vez que se descifró el cuneiforme, salieron a la luz muchas cosas inesperadas, pero probablemente ninguna tuvo un mayor impacto que el descubrimiento por George Smith en 1872 de la 11ª tablilla de la Epopeya de Gilgamesh en la que se encontró por primera vez, la historia del diluvio”, resalta el doctor Irving Finkel, curador del Departamento de Medio Oriente, Museo Británico.

1. El Arca de Noé es anterior a la Biblia

“Haz que todos los seres vivos suban al bote. El barco que vas a construir”.

Detalle de tableta decorativa mostrando a Gilgamesh, de la civilización asiria, siglo IX a.C.

 

 

Encontrar una tablilla antigua con la historia del Arca de Noé escrita cientos de años antes de la Biblia destrozó la comprensión de muchos del mundo.

“Cuando se descubrió, fue un explosivo. El paralelismo era mucho más que una especie de similitud general con un barco, el agua y los animales.

“Estaba en el mismo orden y había muchos puntos cercanos que mostraban convincentemente que esa misma historia había sido relatada en Mesopotamia un milenio antes de la fecha más temprana en que es probable que el texto hebreo hubiera llegado a existir”.

2. El primer autor es una autora

No era fácil ser mujer en Mesopotamia, pero las mujeres de familias ricas eran tratadas bastante bien.

La primera obra literaria conocida en toda la historia registrada fue escrita por una mujer.

El disco de Enheduanna fue descubierto por el arqueólogo británico Charles Leonard Woolley y su equipo de excavación en 1927.

 

La sacerdotisa acadia, Enheduanna.

“El caso de Enheduanna nos muestra que las mujeres podrían alcanzar posiciones extremadamente altas e importantes en la religión mesopotámica”, dice Wisnom.

Más allá de eso, leyendo las tabletas escritas en cuneiforme, “aprendemos mucho sobre la sociedad, sobre las creencias, las relaciones entre marido y mujer, sobre transacciones comerciales…”, agrega Tsouparopoulou.

Sabemos por las tabletas cuneiformes que las mujeres tenían albedrío.

Tenemos contratos en los que se les permite comprar casas y conservar el control de su dote.

Podían dirigir y administrar negocios por derecho propio siempre y cuando estuvieran junto a sus maridos.

3. Contamos el tiempo a la antigua

Si alguna vez te has preguntado por qué hay 60 segundos en un minuto o 360 grados en un círculo es porque los sumerios y los acadios usaban un sistema de numeración que era sexagesimal.

Clic AQUÍ para seguir leyendo.